ENTREVISTA >

“Creo que CC no estaba preparada para gobernar un ayuntamiento en solitario”

Manuel Domínguez. / MOISÉS PÉREZ
GABRIELA GULESSERIAN | Los Realejos

Dijo que quería un cambio en el municipio y finalmente lo consiguió. Sobre todo, porque cuenta con “un equipo de hombres y mujeres preparado y competente” para gestionar el municipio. Sin embargo, es sincero y confiesa que a pesar de que el PP tenía “mucha ventaja” para ganar estas elecciones, porque iba subiendo la escalera “peldaño a peldaño”, la mayoría absoluta “se le antojaba difícil”. Primero, dice, porque en Los Realejos no se daba desde hace 20 años. Y segundo, porque cada vez se van rompiendo más en los diferentes pueblos. Por todo ello, quiere aprovechar esta oportunidad que le ha brindado el pueblo y no defraudar a nadie.

-¿Qué cree que le sucedió a Coalición Canaria (CC) para perder tantos votos?

“En los últimos ocho años CC  demostró que no estaba preparada para asumir la responsabilidad de gobernar un ayuntamiento en solitario. Cuando gobernó con el PP se gestionó, cuando lo hizo con el PSC-PSOE trabajó para luchar contra el PP y ahora, los ciudadanos han dado su palabra”.

-¿La falta de un fondo de emergencia social, un recurso con el que contaba la mayoría de la corporaciones locales en esta época de crisis, le puede haber pasado factura?

“El poco trabajo que se hizo para crear  empleo ha sido una de las causas que ha provocado ese paso de factura hacia CC, porque actualmente hay más de 5.500 vecinos que no pueden llegar a fin de mes y eso es muy preocupante”.

-Y en el caso del PSOE, ¿cómo se explica que haya perdido la mitad de los concejales que obtuvo en 2007?

“Desde mi punto de vista, el PSOE tenía sus circunstancias. En primer lugar, un cambio de líder que necesitaba más tiempo para ser conocido en el municipio y luego, la oleada nacional. Es un partido que ya viene decreciendo desde 1999, ha sabido atajar elecciones tras elecciones hasta tener una caída sustancial como la de este año”.

-¿El pacto suscrito en 2007, roto años después por desavenencias, no pudo ser el detonante para que ambas fuerzas políticas decayeran en estas elecciones?

“Los Realejos ha demostrado madurez. Ha sido un pueblo que tiene memoria, que recuerda las palabras que se dijeron en su momento, el por qué de ese pacto, que más que para luchar por el beneficio del municipio era para ir en contra del PP, una tónica que se mantuvo durante los últimos cuatro años. Y aquí el pueblo quiere juego limpio, empeño, esfuerzo y trabajo”.

-Muchas veces calificó a Oswaldo Amaro como un alcalde mártir, un lujo que la ciudad no se podía permitir. En su opinión, ¿esta falta de fuerza también se hizo sentir en las urnas?

“Sigo manteniendo lo mismo aún después de las elecciones. Un señor que ha sido responsable de un ayuntamiento durante ocho años y que se considere maltratado por el pueblo, demuestra cuál es su tónica natural. Un hombre que ha intentado durante dos mandatos convertirse en mártir, todos eran los culpables siempre menos él. Y ahora, después de los comicios, el culpable es el pueblo, no él, según sus palabras”.

-También desde la oposición lo ha acusado de falta de diálogo. ¿Le ocurrió lo mismo cuando el PP era parte del Gobierno municipal?

“Es totalmente diferente porque el año 2007 fue un punto de inflexión. CC, encabezado por Amaro, marcó una línea de trabajo en contra del PP e intentó hacer oposición a la oposición. Yo nunca había visto cómo rotaba la política en torno a la oposición. Simplemente, que a quien se le hacía oposición era al gobierno. En este sentido, la tónica en este municipio cambió y la falta de diálogo fue una constante durante estos cuatro años”.

-Dijo que, de ser elegido alcalde, lo primero que haría sería entregar su acta como diputado nacional, ¿Cumplirá su palabra?

“La semana pasada una de las primeras cosas que hice fue reunirme con la portavoz del PP en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, y transmitirle el mensaje, aunque previamente lo había hecho con José Manuel Soria y Cristina Tavío, quienes me han dado su apoyo. Por lo tanto, a final de mes presentaré mi dimisión”.

-¿Le resulta difícil compatibilizar ambos cargos?

“Es compatible y legalmente se puede hacer si viviese en otros puntos de España, como sucede con algunos compañeros en el Congreso que también son alcaldes. A mí, personalmente, estan-do en Canarias con las escasas comunicaciones que hay y el cambio de horario, me resulta sumamente complicado”.

-¿Ya ha diseñado su equipo de gobierno?

“Sí, tengo que reunirme para que empiecen a trabajar con los actuales concejales. El alcalde me dijo que el ejecutivo en funciones estaba a nuestra entera disposición para la transmisión de mensajes y decirnos cuáles son los proyectos que están en marcha y los que debían estarlo”.

-¿Y cuáles son sus prioridades?

“Tenemos una guía de trabajo que será nuestro programa electoral. Empezaremos a trabajar con una comisión organizadora que será más técnica que política para los proyectos a corto y medio plazo. En el primer caso, podemos hablar de la zona comercial de La Longuera, que necesita de una vez por todas ser desarrollada. A medio, del centro hípico y, a largo, de iniciativas mancomunadas, que se podrán concretar con otros ayuntamientos como La Orotava o Puerto de la Cruz”.

-Por lo que acaba de adelantar, la construcción del hipódromo comenzará en este mandato…

“Queremos hacer frente a esta principal promesa y demanda del municipio. Hemos tenido conversaciones con las asociaciones implicadas, que están por la labor de colaborar, y empezaremos ese trabajo poco a poco. No existen varitas mágicas pero sí muchas ganas por parte del grupo político del PP para que este proyecto se concrete”.

[apunte]
Las promesas del futuro gestor

– Nuevos agentes para la Policía Local. Una de las principales promesas de Manuel Domínguez fue dotar a este cuerpo de seguridad de 50 nuevos agentes. Un número que no considera excesivo sino todo lo contrario, teniendo en cuenta la situación del municipio y de que el Gobierno central ha dicho “no al cuartel de la Guardia Civil y de la Policía Local. El número óptimo es de 72 efectivos para Los Realejos.

– Remodelación del cine-teatro. “Es historia, patrimonio y tradición y, por lo tanto, uno de los inmuebles que no se puede perder. Está a la espera de lo que suceda con el Gobierno insular porque, si el PP está al frente o gobernando esa administración, “tenemos un paso dado”.

– Festival Flypa. El futuro alcalde mantendrá, desarrollará y sacará el festival “de ese cajón del olvido” en el que lo mantuvo hasta entonces CC. Pero aclara que este medio de promoción turística se gestionará con un presupuesto “real” y “sin ceñirse a una fecha determinada”.
[/apunte]