LA LAGUNA > CICAN Y XTF

“Si los votos son de Cican, el 20% de sus papeletas las logró en esa mesa”

Santiago Pérez es concejal de XTfe. | DA

NATALIA TORRES | LA LAGUNA

Cuando un ciudadano introduce un voto en una urna, lo hace convencido de que su voluntad va a ser respetada; de no ser así, existen mecanismos para verificar que un partido ha recibido los votos que dice haber recibido. Esto es en lo que Socialistas por Tenerife (XTfe) se basan para asegurar que la jurisprudencia al respecto les avala en la reclamación que han presentado sobre la Junta Electoral Central para conservar el acta de concejal que un primer momento les fue adjudicada y que posteriormente, ante el recurso del PSOE, pasó a ser de los socialistas.

Según explicó el concejal electo por XTfe Santiago Pérez, “existe jurisprudencia clara al respecto que, en caso de considerarse como válida la reclamación del PSOE, nos servirá de apoyo para el contencioso electoral”.

Concretamente se trata de la sentencia del Tribunal Constitucional 24/90, en la que se establece que, cuando se trata de averiguar la voluntad real de los electores y salvaguardar el proceso electoral, se autoriza el uso de técnicas de preponderación estadística. Esto significa que se tendrá en cuenta los datos medios obtenidos en este caso por los partidos afectados en esta reclamación. “Si se da por bueno que Cican sacó 28 votos en la mesa en cuestión, eso supondría que sólo en esta mesa habría logrado el 20% del total de votos obtenidos por la formación en toda La Laguna”, explica Pérez, y añade como dato que “en la mesa de al lado, en el mismo colegio electoral, Cican sólo obtuvo un voto y nosotros 31”. De esta forma, aplicando la estadística, la media de votos obtenidos por Cican fue de cinco votos por mesa, mientras que “XTfe obtuvo entre 28 y 30 de media, justo el número de votos que reclamamos como nuestros”, sostiene Pérez. La reclamación de XTfe ante la Junta Electoral Central alega que “el sentido común y la interpretación lógica de los resultados de todas las mesas electorales del municipio deja claro que nos encontramos ante un error material de transcripción”.