X
LA LAGUNA >

Clavijo y Abreu deben decidir aún el reparto de concejalías

   

DA | LA LAGUNA

El acuerdo de gobernabilidad en La Laguna entre Coalición Canaria y PSOE-PSC se en-cuentra cerrado, a falta sólo de que se defina el reparto de áreas. El desenlace de las negociaciones, que están siendo llevadas directamente por el actual alcalde Fernando Clavijo y por el secretario general de los socialistas laguneros, Javier Abreu, depende en gran medida de lo que ocurra en Santa Cruz, donde ambas formaciones ya cerraron ayer un pacto estable para los próximos cuatro años.

Los nacionalistas de La Laguna tiene el encargo de “ser generosos” con las pretensiones de sus colegas socialistas, siempre y cuando la Ejecutiva insular de esta formación cumpla lo establecido por los líderes autonómicos de ambos partidos, Paulino Rivero y José Miguel Pérez, tras cerrar el pacto en el Cabildo de Tenerife a favor de la presidencia de Ricardo Melchior y ahora tras confirmarse lo propio en la ciudad chicharrera, con la candidatura encabezada por José Manuel Bermúdez como alcalde.

Hasta entonces, difícilmente se oficializará el acuerdo de gobierno en el segundo municipio de la provincia. Fernando Clavijo sólo necesita el apoyo de un concejal más para garantizarse la mayoría en el nuevo mandato, pero es seguro que dará entrada en su gobierno a todos los miembros del nuevo grupo municipal socialista, que, a la espera de lo que suceda con el recurso planteado por Socialistas X Tenerife (XTfe), dispone de cinco actas de concejales.

Tras la renuncia de Gustavo Matos, Javier Abreu se ha asegurado su presencia en la nueva Corporación lagunera, y es ahora Silvia Maestre, número seis de la lista socialista, la que también puede entrar en el Ayuntamiento, siempre y cuando no prosperen las alegaciones planteadas por la nueva formación de Santiago Pérez, que considera que esa acta de edil le corresponde a ellos.

Este recurso, por lo pronto, ya ha tenido un efecto directo sobre la constitución de la nueva Corporación, al retrasar su celebración 20 días más de lo previsto.