X
PACTOS DE GOBIERNO >

El acuerdo de CC y el PSC prevé un pacto en Sanidad y en Educación

   

B. A. | SANTA CRUZ DE TENERIFE

El acuerdo programático cerrado ayer entre las comisiones negociadoras de Coalición Canaria (CC) y el Partido Socialista Canaria (PSC) contempla un pacto en educación y otro en sanidad además de que el próximo director general del ente Radiotelevisión Canaria (RTVCA) sea elegido por el Parlamento.

El denominado Pacto por Canarias, pendiente de la firma , confirma que CC tendrá cinco consejerías y tres el PSC. Los portavoces de ambas delegaciones, el socialista Francisco Hernández Spínola y el nacionalista José Miguel Barragán aseguraron que, a lo largo de este fin de semana, Paulino Rivero, en su condición de presidente en funciones y candidato a la reelección, y José Miguel Pérez, previsible vicepresidente autonómico, ultimarán la distribución de las áreas.

Los negociadores también acordaron que tres de los cinco puestos de la Mesa del Parlamento se distribuirán entre nacionalistas y socialistas.

Se trata de la Presidencia, una de las vicepresidencias y una secretaría. Inicialmente, ambos partidos hablaron de la posibilidad de que los socialistas designaran al presidente de la Cámara. En los otros dos puestos que quedarían por cubrir en el órgano rector de la Cámara, si se cumple con lo tradicional, uno sería para el PP y el otro para el grupo Mixto de Nueva Canarias. De esta manera se ve representado todo el arco parlamentario.

Contenidos

En relación a los contenidos del pacto, además de los anunciados con anterioridad como la reforma estatutaria y electoral, el PSC ha logrado una de sus reivindicaciones, la reforma de la ley de la RTVCA para hacer que el presidente del ente sea elegido por el Legislativo.

Este anuncio realizado por Francisco Hernández Spínola incluye la creación del consejo audiovisual. De esta manera se va hacia un modelo similar al aprobado con los votos de CC, en el Congreso de los Diputados, para Radiotelevisión Española.

El PSC resaltó además la inclusión de pacto por la sanidad y otro por la educación para afrontar los problemas de las listas de espera, un plan de urgencias y los preocupantes índices de abandono y fracaso escolar.

En materia territorial se prevé una ley urgente para clarificar el ámbito competencial y eliminar las duplicidades. En servicios sociales, otra ley nueva y en dependencia, los expedientes resueltos en seis meses.