X

Sólo seis de los once concejales del nuevo gobierno estarán liberados

   

G. GULESSERIAN / N. TORRES | LOS REALEJOS

El alcalde electo de Los Realejos, Manuel Domínguez, anunció ayer que sólo seis de los once concejales del nuevo grupo de gobierno del Partido Popular (PP) estarán liberados completos y uno a tiempo parcial, aunque el resto también estará dedicado a cada una de sus áreas.

Ello supondrá, “seguramente”, algún ahorro para las arcas municipales, si se tiene en cuenta que el actual Ejecutivo local tiene nueve ediles de los cuales ocho cobran un sueldo. Además, “se va a excluir la Gerencia de Urbanismo como figura personal, no como estructura de organización”, aclaró.

Domínguez presentó ayer el equipo que lo acompañará durante los próximos cuatro años en la Alcaldía. El hombre fuerte será el actual portavoz del PP, Adolfo González Pérez Siverio, quien también cumplirá esta misma función, además de atender las áreas de Régimen Interior, Personal, Contratación, Nuevas Tecnologías, Cultura y Patrimonio Histórico. Francisco José González se encargará de Urbanismo, Vivienda e Industria, mientras que María Noelia González lo hará de Bienestar y Sanidad. El responsable de Hacienda y Patrimonio y de la tenencia de alcaldía de Icod el Alto será Manuel Rodríguez Quintero, y el de Palo Blanco y Desarrollo Rural, Servicios y Empresas Públicas, Domingo García Ruiz.

Las áreas de Empleo y Comercio, y Turismo, Fiestas y Transportes estarán a cargo de Blancanieves Llanos e Isabel Elena Socorro, respectivamente. Por último, José Benito Dévora estará al frente de Deportes, Medio Ambiente, Playas y Emergencias, mientras que Juan Carlos Yanes será el edil de Aguas y Consumo.

Respecto a la organización del trabajo, Manuel Domínguez también informó de que se creará una comisión de técnicos del área Social, Urbanismo, Servicios Generales y Economía, que tendrán la responsabilidad de coordinar todos los proyectos de medio, corto y largo plazo incluidos en el programa electoral del PP, cuyos pilares fundamentales giraban en torno al deporte vinculado al turismo, empleo, vivienda y seguridad ciudadana. “Queremos que Los Realejos sea un bonito lugar para vivir, pero, además, un lugar interesante para invertir”, subrayó, “ya que no existe otra fórmula para sacar adelante el grave” problema de paro” que hay en el municipio, donde 5.500 personas no tienen empleo.

[apunte] Deuda del 32%

Manuel Domínguez aseguró que la situación económica del Ayuntamiento de Los Realejos es “envidiable” con respecto a otros ayuntamientos del norte de la Isla. “La Ley Reguladora de Haciendas Locales nos permite llegar a un endeudamiento de hasta el 110% y la del Fondo de Endeudamiento Máximo Municipal permite hasta el 70%, y nosotros estamos en un 32%”. Según Domínguez, “esta situación nos permite endeudarnos y no encender la luz roja”, aunque matizó que, cuando criticó este nivel de deuda desde la oposición, lo hizo porque “suponía romper la estabilidad presupuestaria”, y añadió que “no se puede subir los impuestos, bajar los ingresos a pesar de que incrementa la población y encima aumentar el endeudamiento”. En cuanto a la denuncia pública sobre la situación de la Comisaría de Policía de Puerto de la Cruz-Los Realejos, el alcalde recordó que había tenido “una lucha titánica” en el Congreso por su mejora. “Los Realejos necesita más seguridad ciudadana y la mejor forma es con un puesto de la Guardia Civil o con la mejora de la Comisaría”.[/apunte]