Por Álvaro Díaz >

‘Galón’, la señal ‘antiacosadores’

Es una buena idea que salvará vidas. En las carreteras peninsulares se estrena este verano la señal denominada ‘galón’ que consiste en una marca vial – con forma de ‘v’ invertida, con el vértice en el sentido de circulación – pintada en el eje del carril que facilita el mantenimiento de la distancia de seguridad en tramos de riesgo de alcance, es decir, el muchas veces trágico ‘choque en cadena’. La nueva señalización irá, además, acompañada de unas señales verticales explicativas.

El número de galones que se deberán respetar dependerá de la velocidad máxima permitida en cada tramo, de forma que donde se puede circular a 120 kilómetros por hora la separación mínima será de 100 metros (dos galones), y de 85 metros donde se puede transitar a 100 kilómetros por hora. Dentro de los túneles, la separación entre galones será igual a los 100 metros, aunque variará en función de la carga máxima autorizada de cada vehículo. En la península, los galones se instalarán en los tramos de mayor riesgo de colisión por alcance con el objetivo de luchar contra una de las principales causas de accidentes, que se cobra noventa víctimas al año. La medida, que también se ha adoptado en otros países comunitarios como Francia y Portugal, se pone en marcha en una primera fase y de manera progresiva antes de la Operación Salida del mes de agosto en 43 tramos, que abarcan más de 85 kilómetros de vías de 24 provincias españolas.

Está claro que en materia de seguridad vial no hay ninguna medida milagrosa, pero el cumplimiento de la distancia de seguridad es vital para evitar posibles accidentes y máxime cuando, desgraciadamente, tanto ‘acosadores del asfalto’ circulan por las carreteras, despreciando la vida de los ocupantes de los vehículos que les preceden y que con sus maniobras, salvajes e intolerables, pretenden adelantar a base de ‘intermitente’ o simplemente entrando casi hasta la cocina del habitáculo de su inminente objetivo. Esperemos que en Canarias, los organismos competentes en materia de carreteras tomen buena nota y ‘pinten’ pronto los galones. Hacen falta.