X

El aumento de las exigencias de avales para obtener un crédito ‘asfixia’ a más del 82% de las pymes canarias

   

EUROPAPRESS | SANTA CRUZ DE TENERIFE

Más del 82 por ciento de las pymes canarias que han pedido un préstamo durante el segundo trimestre de este año han asegurado que las entidades financieras han aumentado las exigencias de avales y garantías con el requerimiento de garantías personales hasta en el 47 por ciento de las solicitudes, al tiempo que el 66 por ciento ha asegurado que la financiación también es cara, según la Encuesta sobre Acceso a la Financiación Ajena de las Cámaras de Comercio.

Entre abril y el pasado mes de junio el 67,5 por ciento de las pymes solicitaron un crédito. De ellas, el 87,5 por ciento encontró problemas para obtenerlo y hasta un 14 por ciento recibió un no definitivo por respuesta. Para el Servicio de Estudios Económicos de la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife, una de las cuestiones más graves es que la falta de liquidez está afectando de lleno al funcionamiento de las empresas, ya que más del 92 por ciento de las peticiones de crédito durante el segundo trimestre de 2011 se hicieron para atender necesidades de circulante, frente al 26 por ciento que lo pidieron para proyectos de inversión.

La realidad es que para el 25,5 por ciento de las empresas canarias las trabas para obtener financiación son el segundo factor más importante que limita su actividad, sólo por detrás de la debilidad del consumo, según el último Indicador de Confianza Empresarial (ICE). Por eso, para ayudar a las empresas a buscar soluciones a sus problemas de financiación, la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife dispone del Servicio de Búsqueda de Financiación, Ayudas y Subvenciones con el que se cubre todo el proceso para la obtención del crédito desde el análisis previo hasta la solicitud, tramitación y negociación de las condiciones del préstamo, en función de cada operación. También facilita la búsqueda de ayudas y subvenciones públicas nacionales y europeas.

El Servicio está dirigido tanto a las pymes consolidadas y de nueva creación como a profesionales y autónomos de cualquier sector y tamaño, incluso a aquellos a los que su banco habitual les ha denegado una operación para un nuevo proyecto. Pero también se contempla a las empresas que sin hacer nuevas inversiones sólo quieren mejorar su liquidez par hacer frente a los pagos de explotación, de sueldos, compras, etcétera.

Para tener más posibilidades de conseguir el dinero hay que elegir bien la entidad y las condiciones de concesión de préstamos idóneas. En este sentido, el Servicio de Búsqueda de Financiación mantiene un contacto permanente con todas las entidades para conocer de primera mano cuáles son las más idóneas en cada momento, estudia sus preferencias y establece relaciones con la persona adecuada para la aprobación del crédito. De esta manera, la Cámara de Comercio agiliza todo el proceso de captación de financiación ajena, ahorrando tiempo y esfuerzo al empresario e incrementando sus posibilidades de conseguir el préstamo. Para acceder a este servicio basta con solicitar una cita en la Cámara de Comercio llamando al teléfono 922 100 400.

Las únicas empresas que no se pueden beneficiar de este servicio son las que tengan problemas de impagados con anotaciones importantes en el RAI o ASNEF, ni a las que mantengan deudas no negociadas con la Seguridad Social o Hacienda. Las peticiones de crédito destinado a refinanciar o reestructurar deuda tampoco entran dentro de este servicio de búsqueda de financiación.

A la hora de pedir un crédito hay múltiples variables que van desde el tipo y las condiciones del préstamo hasta el perfil de a quién debe dirigirse. Concretamente, en Tenerife operan más de 80 entidades financieras, con políticas y sectores diferentes, que ofrecen sus servicios a través de más de 400 sucursales, entre bancos y cajas, además de organismos públicos como el Instituto de Crédito Oficial (ICO), ENISA, Ministerio de Industria y CDTI, entre otros.

En este sentido, según la Encuesta de las Cámaras de Comercio sobre Financiación Ajena durante el segundo trimestre de este año, hasta un 38,5 por ciento de las pymes que acudió al ICO en busca de liquidez, de las que hasta el 35 por ciento tropezó con obstáculos. De hecho, para el 81,5 por ciento las condiciones de acceso a las líneas ICO son muy complejas.

En cuanto a las sociedades de garantía recíproca, como Sogarte o Sogapyme, acudieron a ellas hasta un 11,3 por ciento. Al 46,8 por ciento de las empresas que obtuvieron préstamos no le concedieron el cien por cien de su solicitud.