X
ÁFRICA ANDANDO > DíA 6

El grupo se mete de lleno en espacio tribal

   

Jóvenes de aquí y de allá, en un territorio muy peculiar.| DA

C. N. / R. D. G. | Santa Cruz de Tenerife

El martes, como ya se indicó, se produjo un contacto muy especial con País Bassari, y el miércoles, 29 de junio, tras esa primera visita y después de descansar en Kedougou (la segunda noche en este lugar será la del miércoles), la expedición despertó con algunos problemillas. Se dieron los primeros enfermos, algo normal y previsible tras pasar unos días en el país. La diarrea, acompañada de algún vómito, es una enfermedad bastante frecuente en los viajeros. Las causas pueden ser múltiples, pero para ello hay un médico en el grupo, Carlos Escuela, que ya está “mimando” a los dolidos.

Tras el desayuno, de nuevo al aula rodante. Esta vez tocó asistir a una conferencia sobre las etnias de Senegal. En el país conviven un total de 14 etnias, y las cinco principales son la wolof, la pular, la lebu, la doila y la serer. En toda el África negra, las dos principales familias son la famila Peul, proveniente de Etiopía, y la familia Mandinga, procedente de Mali.

Debido a las diferentes guerras tribales, las familias se fueron desplazando y se fueron formando grupos y subgrupos. Los apellidos aquí son muy importantes; por eso, cuando se saludan, se preguntan por el nombre y, de esta manera “se sitúan”, es decir, saben a qué “grupo” pertenece cada persona. Se habló de la etnia bassari, minoritaria. Los bassari llegaron a Senegal provenientes de Mali, huyendo de una guerra.

Tras llegar al pueblo peul de Ibel, situado al pie de las montañas, y después de atravesarlo, se comenzó una intensa caminata de unos sesenta minutos que condujo a uno de estos auténticos poblados bassari.