X
financiación autonómica >

El Gobierno propone que el ICO financie la mitad de la deuda que las comunidades han de pagar en 2012

   

OTR/PRESS | MADRID

El Gobierno no se achantó este miércoles ante las comunidades autónomas ‘populares’ y se negó a aceptar su petición de aplazamiento a 10 años de la devolución de las liquidaciones negativas de 2008 y 2009, que asciende a alrededor de 24.000 euros. En cambio, propuso abrir una línea del Instituto de Crédito Oficial (ICO) que financie la mitad de las devoluciones a las que tienen que hacer frente el año que viene. Lo anunció Elena Salgado, vicepresidenta económica del Ejecutivo, después del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF). El PP toma la negativa como “una revancha” electoral, una consecuencia del batacazo socialista del 22M.

Salgado explicó que el Ejecutivo propuso en el CPFF abrir una línea ICO que financie la mitad de las devoluciones a las que las comunidades tienen que hacer frente en 2012. Las autonomías podrán acudir a ella de forma voluntaria; el plazo de amortización será de tres años y se destinará a pagar a proveedores. “Es voluntario pero no soluciona para nada el problema de la devolución”, considera el PP.

La ministra aseveró que es “más razonable” que la prórroga que pedía el PP. Si hubiese problemas de liquidez en los próximos años, “se plantearía en 2012″. Las devoluciones no computan en el déficit ni suponen por tanto un límite del gasto, con lo que su aplazamiento sólo puede servir para reducir el endeudamiento o pagar a proveedores, defendió.

La medida requiere una modificación legal, por lo que, de momento, es sólo una propuesta. Según la vicepresidenta, tuvo una acogida razonable en primera instancia y podría comenzar a funcionar el año que viene. Por el contrario, Pilar del Olmo, consejera de Economía de Castilla y León, piensa que se trata de una “propuesta la aire” que “no solucionará los problemas de financiación” de las comunidades.

José Antonio Alonso, portavoz adjunto del Grupo Parlamentario Popular, cree que ésta es “una revancha” electoral. Los ‘populares’ siguen pensando que las comunidades “no deben pagar por lo que fue un error del Gobierno de Zapatero” y ven lógico un acuerdo “que permita pagar o devolver el dinero sin que eso suponga una asfixia financiera y sin que eso ponga en riesgo políticas tan importantes como la de Sanidad, la de Educación y las de tipo social”.

El portavoz adjunto explicó en una ponencia que organizaba la Universidad Complutense que “parece” que el Gobierno pretende “pasar factura” por “el mal resultado en las elecciones autonómicas”. El PP reclama “lealtad institucional” y una garantía de “la estabilidad financiera” de las comunidades.

Regla de gasto homogénea

Salgado confirmó que las comunidades autónomas aprobaron, “sin ningún voto en contra”, la aplicación de una regla de gasto “individual” en cada una de ellas. Tendrán que concretarla en una proyecto normativo en sus respectivos parlamentos en un plazo de seis meses. En su opinión “conviene que la regla sea lo más homogénea posible”. Para asegurarse de ello, un grupo de trabajo se reunirá en septiembre y discutirá posibles pautas.

Entre ellas, habrá una vinculación del crecimiento del gasto al crecimiento del PIB en años anteriores y a la estimación del crecimiento futuro del PIB nacional. A ello habrá que sumar un objetivo de inflación no superior al 2 por ciento, frente al 1,75 por ciento propuesto inicialmente.

El CPFF también aprobó el objetivo de estabilidad presupuestaria individual de las comunidades para el periodo 2012-2014. Permite un déficit del 1,3 por ciento del PIB regional en 2012; del 1,1 por ciento, en 2013; y del 1 por ciento en 2014. Las comunidades autónomas tendrán en 2012 mayor capacidad de gasto, un margen que ella estimó en unos 12.750 millones de euros.

En un consejo “útil” y “completo” se aprobaron también los planes de reequilibrio de las comunidades autónomas de Andalucía, Extremadura, Baleares y la Comunidad Valenciana, anunció Salgado. La ministra restó importancia a la abstención generalizada del partido de Génova: “Cuando el PP no está en contra, se abstiene”.

Pilar del Olmo sostuvo que el Gobierno presentó una nueva propuesta que no dio tiempo a analizar y que, a su juicio, presentaba “incongruencias”. De ahí la abstención. La ‘popular’ compareció en representación de todas las comunidades del PP, que mantienen “una postura común”.

Las autonomías ‘populares’ “aún no tienen noción de los ingresos de los que dispondrán en 2012″ y consideran que el crecimiento previsto del PIB para 2012, del 2,4 por ciento, es “difícil de cumplir”. Por ello, acusan al Gobierno de “falta de transparencia” a la hora de plantear los objetivos de estabilidad presupuestaria.

Murcia amenaza con renunciar a sus competencias

Ramón Luis Valcárcel, presidente de Murcia, dijo que, si no recibe la financiación suficiente, renunciará a sus competencias de Sanidad y Educación. José Manuel Vela, consejero de Hacienda y Administración Pública valenciano, cree que es “de sentido común” y Alonso lo considera “una voz de alarma” ante “la dejadez y la dejación de funciones del Gobierno”.

Desde su punto de vista, el Ejecutivo definió “un modelo de financiación que es claramente inadecuado para la situación y las necesidades de cada una de las comunidades autónomas”. “El Gobierno ha hecho dejación de funciones a la hora de establecer un sistema nacional de Salud, un sistema nacional de Educación, de establecer una cartera de servicios claves y de establecer una fuente de financiación también clara”.

En base a ello, el ‘popular’ cree que el Ejecutivo “ha actuado con absoluta deslealtad” y “ha descuidado el modelo”. En su opinión, hace falta un cambio y “un horizonte en el que poder ir enjugando la enorme deuda de 19.000 millones”.

“Valcárcel lo puede exponer de una manera más cruda pero creo que este es un problema generalizado que lo que indica es que no hay Gobierno y que hace falta uno que clarifique bien cuál es la diferenciación competencial en España y qué es lo que debe hacer cada uno”, sentenció Alonso.

Zapatero pedía “ambiente constructivo”

En la mañana de este miércoles, Zapatero confiaba en que hubiese un “ambiente constructivo” en la reunión del CPFF. El presidente recordó en su comparecencia ante el Congreso que, en materia de déficit, “los compromisos están para cumplirlos”. Así, salió del paso, evitando ahondar en la petición de las comunidades del PP de que se aplacen los adelantos a cuenta.

Según explicó, la consecución del objetivo presupuestario para 2011, la reducción del déficit al 6 por ciento, requiere “la contribución de todos los niveles de administración, ateniéndose cada uno de ellos a sus propios objetivos”. Las circunstancias “no son fáciles para nadie”, pero… “Todos debemos cumplir con nuestra responsabilidad, con nuestras responsabilidades institucionales respectivas”.

Más aún “en un momento en que la confianza en el marco de la zona euro es todavía un bien frágil”. De nuevo, el socialista destacó que el Gobierno está haciendo los deberes y mostró su confianza en que los resultados de la ejecución presupuestaria del primer semestre cumplan “con la senda trazada hasta el mes de mayo”, con un descenso de un 20 por ciento en tasa interanual.