X

Detenido Teddy Bautista y otras ocho personas en la operación contra la SGAE

   

AGENCIAS | MADRID

Los agentes de la Guardia Civil que desde la mañana de este viernes registran la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) han sacado del interior del Palacio de Longoria varias cajas con abundante documentación.

Tras más de trece horas en la sede de la sociedad de gestión, efectivos de este Cuerpo de Seguridad continuaban en el interior de las instalaciones.

A lo largo de la noche han abandonado el lugar tres vehículos de la Guardia Civil con varias cajas con documentación, mientras un cuarto coche del Instituto Armado permanecía estacionado en las proximidades con hasta seis cajas de documentos en su interior.

Pasada la medianoche, todos las luces del Palacio de Longoria que daban al exterior se habían apagado, y las persianas habían sido cerradas. Seis de los nueve detenidos, además, se encontraban ya en dependencias de la Guardia Civil.

Los registros en este último edificio han contado con la presencia del propio presidente Ejecutivo de la institución, Teddy Bautista, el director general de la Sociedad de Digital de Autores y Editores (SDAE), José Luis Rodríguez Neri, el Director General de la SGAE, Enrique Loras, y el director Económico y Financiero de la SGAE, Ricardo Azcoaga, han informado a Europa Press fuentes próximas al caso.

Pasadas las diez y media de la noche un vehículo de la Guardia Civil con los cristales tintados abandonaba el Palacio de Longoria con uno de los detenidos en su interior. Un cuarto de hora después, otros dos vehículos de la Benemérita hacían lo propio portando tres cajas con material requisado en la sede de la SGAE en su interior.

En la denominada ‘operación Saga’ han sido detenidos el presidente del Consejo de Dirección de la Sociedad General de Autores y Editores, Eduardo Teddy Bautista, el director general de la Sociedad de Digital de Autores y Editores (SDAE), José Luis Rodríguez Neri, el director general de la SGAE, Enrique Loras, y el director Económico y Financiero de la SGAE, Ricardo Azcoaga, han informado fuentes próximas al caso.

Estas mismas fuentes han precisado que, entre los arrestados, también están la mujer y la cuñada de Rodríguez Neri, Maria Antonia García y Elena Vázquez, respectivamente, así como Elena García Pombo y Celedonio Martín, relacionados ambos con ‘Microgénesis’, una de las principales empresas implicadas en la trama en la que una estructura societaria paralela servía para desviar fondos de la SGAE.

El noveno arrestado es Rafael Ramos, socio director de Microgénesis. A todos ellos se les acusa de haber cometido delitos societarios y de apropiación indebida.

En la operación, en la que participan más de 50 agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, así como personal de la Agencia Tributaria y de la Intervención General del Estado adscritos a la Fiscalía Especial Anticorrupción, también se han registrado las sedes de varias empresas y siete domicilios particulares.

A Bautista se le acusa de un presunto delito de apropiación indebida en relación con una causa que investigan la Fiscalía Anticorrupción y la Audiencia Nacional, confirmaron altos cargos del Ministerio del Interior. El imputados José Luis Rodríguez Neri, un exalto directivo de la SGAE que desvió presuntamente decenas de miles de euros a empresas de su propiedad.

Los empleados han podido abandonar el palacio de Longoria en grupos de entre 15 y 20 tras se retenidos en el patio del edificio y mientras se registraban los despachos

También hay 17 órdenes de registro en domicilios particulares de los imputados y en algunas de las empresas de la Sociedad Digital de Autores (SDAE), perteneciente a la SGAE y de la que Rodríguez Neri es su director general. Esta investigación la dirige el juez Pablo Ruz, titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional

La investigación abierta en la Audiencia Nacional por un presunto desvío de fondos en la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) sitúa al director general de su filial digital, José Neri, como máximo responsable de la trama delictiva denunciada por la Fiscalía Anticorrupción.

Así lo han informado a Efe fuentes de la investigación, que han señalado que los indicios recabados desde hace más de un año por el Ministerio Público y la Guardia Civil apuntan al director general de la Sociedad Digital de Autores y Editores (sDae) como el presunto creador de la trama societaria a través de la que se efectuaba el desvío de fondos.

En esa trama jugaba un papel principal, según las mismas fuentes, la empresa Microgénesis, vinculada a Neri y que según su página web realiza trabajos de consultoría y tiene entre sus clientes a la propia SGAE o al Instituto Cervantes.

Los nombres de Neri y de Microgénesis ya aparecían en la denuncia que en 2007 interpusieron ante Anticorrupción la Asociación de Internautas, la Asociación de Usuarios de Internet (AUI), la Asociación Española de Pequeñas y Medianas Empresas de Informática y Nuevas Tecnologías (APEMIT) y la Asociación Española de Hosteleros Víctimas del Canon (VACHE).

La denuncia decía, refiriéndose a Neri, que resultaba “extraño” que por la SGAE, la sDae y Microgénesis pasara “la misma persona ocupando puestos directivos de forma simultánea entre los años 2000 y 2007″.
Loa denunciantes, basándose en diversas informaciones periodísticas, advertían de que el reparto de “las múltiples y variadas clases de recaudaciones de la SGAE -incluido el canon digital- se realiza en gran parte de forma ilegal entre sus filiales y no entre sus socios”.

En concreto, denunciaba la “relación directa” de directivos de la SGAE, con un entramado societario de distintas compañías, entre ellas Microgénesis, dedicadas a negocios de naturaleza lucrativa, en contra de lo establecido en la Ley de Propiedad Intelectual.

Añadía que desde la SGAE “no sólo se hace un reparto ilegal de beneficios sino que además, se realiza una recaudación fraudulenta, extralimitándose en las competencias que legalmente se le han atribuido”.

“Están invirtiendo las cantidades recaudadas en concepto de gestión de derechos de autor en el lucro propio de sus directivos, que si bien no participaron directamente, es evidente que lo favorecieron deliberadamente”, indica el escrito.
Los denunciantes consideran que los hechos demuestran, “como algo más que una posibilidad”, el enriquecimiento injusto de los directivos de la SGAE y pueden ser constitutivos de los supuestos delitos de apropiación indebida, estafa y fraude de subvenciones por la “indudable evidencia de la malversación habida”

La Fiscalía Anticorrupción presentó en la Audiencia Nacional una denuncia dirigida contra la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) por un supuesto desvío de fondos en sus actividades, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

El escrito del Ministerio Público, que fue presentado hace unas semanas ante el Decanato de la Audiencia Nacional, responde a unas diligencias previas abiertas por este departamento a raíz de una denuncia que presentaron en noviembre de 2007 la Asociación de Internautas, la Asociación de Usuarios de Internet, la Asociación Española de Pequeñas y Medianas Empresas de Informática y Nuevas Tecnologías (APEMIT) y la Asociación Española de Hosteleros Víctimas del Canon (VACHE).

La denuncia, a la que tuvo acceso Europa Press, se basaba en la aparición en varios medios de comunicación de varias “supuestas ilicitudes cometidas en la gestión económica de los recursos de la SGAE”.

Los internautas denunciaban que los directivos de la entidad habían formado una trama societaria de empresas filiales en torno a la Sociedad Digital de Autores y Editores (SDAE) en las que las cantidades recaudadas en concepto de gestión de derechos de autor se invertían en actividades lucrativas para las mismas.

“Mandato legal”

Según estas asociaciones, la entidad denunciada incumplía, de esta forma, “el mandato legal que le exige que el reparto de los derechos recaudados se efectúe equitativamente entre los titulares de las obras o producciones utilizadas, pues supuestamente se estaría destinando dicha recaudación a mantener empresas privadas, que lo son de sus socios y que además envuelven un ánimo de lucro prohibido expresamente por ley”.

A su juicio, estas actividades podrían ser constitutivas de los delitos de apropiación indebida, estafa y fraude de subvenciones que serían achacables a los responsables de las empresas que habrían llevado a cabo la “malversación” de sus recursos económicos y, de forma subsidiaria, al Ministerio de Cultura, como “principal fiscalizador de este tipo de asociaciones”.

[apunte] Furor en la red

La noticia sobre la investigación abierta sobre el Presidente de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE), Teddy Bautista, por un presunto delito de malversación de fondos y apropiación indebida se ha convertido inmediatamente en uno de los temas más comentados en redes como Twitter.

Poco después de que se conociese la llegada de la Guardia Civil a la sede de la SGAE, en Madrid, Teddy Bautista se convertía en “trending topic” (tema del momento) mundial de Twitter, con más de 5.000 menciones en solo una hora.

Cientos de internautas, el colectivo que más se ha enfrentado a Bautista por temas tan polémicos como el canon digital o la ley Sinde, han comentando, a mitad de camino entre la sorpresa y la indignación, la posible detención de Bautista.

Mientras, personalidades de la red, como el profesor Enrique Dans se hacían eco de lo sucedido y aseguraba que las reacciones en la red demuestran que “es una de las noticias más deseadas de España”.

Por su parte, el periodista Ignacio Escolar, ferviente defensor de las libertades en la red, se preguntaba si Eduardo Bautista se acogerá a la “doctrina Camps” y dirá que ha sido “absuelto por las urnas”, en alusión a la victoria que obtuvo ayer la lista oficial en las elecciones de la Junta Directiva de la SGAE.

La investigación también ha tenido repercusión en la red social Facebook, donde poco después de que llegasen los primeros datos ya se habían creado páginas reclamando que Bautista sea juzgado. Con más humor, otro grupo de usuarios pide que se construya un monumento “al guardia civil que detuvo a Bautista”.

Además, la portada del agregador de noticias “Menéame” se ha llenado, en pocos minutos, de artículos que recogen desde opiniones sobre la actuación judicial, hasta las primeras reacciones llegadas desde la sede de la SGAE.

[/apunte]

El Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional ha autorizado el embargo y bloqueo de varias cuentas relacionadas con la investigación sobre la presunta comisión de delitos societarios y contra el patrimonio por parte de varios altos cargos de la Sociedad Central de Autores y Editores (SGAE), entre ellos su presidente, Teddy Bautista, han informado fuentes jurídicas. Las citadas fuentes han aclarado que las diligencias arrancaron en marzo de 2010, momento en el que el titular del Juzgado, entonces Baltasar Garzón, recibió una denuncia presentada por la Fiscalía Anticorrupción. A partir de eso momento, Anticorrupción y la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil han desarrollado una exhaustiva investigación que ahora ha culminado en un oficio dirigido ayer por el cuerpo policial al Juzgado donde se solicitaba autorización para realizar entradas y registros en dependencias de la Sociedad y se comunicaba al magistrado la intención de detener a varias personas para tomarles declaración y, posteriormente, ponerlas a disposición del Juzgado.

Según los datos que obran en las diligencias, que han sido declaradas secretas, la investigación se realiza a personas vinculadas al Grupo SGAE que podrían haber creado una trama societaria en aprovechamiento de su situación dentro de la sociedad y desviar fondos en perjuicio de la propia entidad y de sus socios. Así, el actual titular del Juzgado, Pablo Ruz, decidirá en los próximos días si llama o no a declarar como imputados a las personas que finalmente detenga la Guardia Civil o se limita a solicitar el contenido de los interrogatorios que lleve a cabo el Instituto Armado. A estas horas, agentes de este cuerpo continúan registrando las dependencias de la sede general de la SGAE en Madrid.

[apunte]

Caco Senante: “Los socios estamos con Teddy”

“Los socios estamos con Teddy”. Así de tajante se ha posicionado el músico Caco Senante, integrante de la candidatura liderada por Teddy Bautista en las elecciones de la SGAE celebradas ayer, en declaraciones a Europa Press para valorar el registro de la sede de la institución que está llevando a cabo la Guardia Civil desde la primera hora de la mañana.

“Nosotros apoyamos cualquier acción de la justicia, pero hay que entrar en juego con la presución de inocencia y respetarla”, ha declarado Senante, quien ve “bastante extraño que a las 10:20 horas de esta mañana se dijera en algunos medios de comunicación que Teddy estaba detenido”. “Y a las seis de la tarde todavía no ha sido detenido”, ha apostillado.

Por eso se ha preguntado “qué tipo de visionario” tienen en esos medios, pues además a esa hora él mismo habló con Bautista, quien “estaba en un funeral”. “Después se presentó en SGAE y ahora está en su despacho esperando lo que diga el juez”, ha añadido.

En esta línea, ha recordado que ayer se celebraron las elecciones en SGAE, que tuvieron como resultado “un apoyo abrumador a la candidatura que apoya las tesis de Teddy”, en la que él también se encuentra.

“Se vio respaldado por muchos socios. Los socios estamos con Teddy. He salido de la sociedad a las seis de la mañana y cinco horas después se producía toda esta historia”, ha relatado el músico.

Finalmente, ha lamentado que la SGAE esté “acostumbrada al deterioro de su imagen, sobre todo por falsedades, algo en lo que colaboran los medios de comunicación”.

“Si aquí no pasa nada y son inocentes, después no se iba a dar la misma cobertura a proclamarlo. Lo lamentable es que cuando llegó la Guardia Civil esto estaba lleno de medios de comunicación que ya lo sabían”, ha apuntado.

[/apunte]