X
VALLE DE GÜÍMAR >

Los ayuntamientos se unen para mantener el local de GMR en Arafo

   

NORBERTO CHIJEB | ARAFO

Los alcaldes de Güímar, Candelaria y Arafo han decidido coger el toro por los cuernos y salvaguardar los intereses de una treintena de agricultores que ven peligrar su actividad si finalmente, como ya anunció hace unas semanas la empresa pública Gestión del Medio Rural, decide cerrar el local de recogidas de mercancías que tiene en Arafo.

Un local que por lo pronto se mantiene abierto, después de anunciar su cierre para el 1 de julio, hasta que la próxima semana el consejero delegado de GMR, José Luis Rodríguez Lorenzo, se entreviste con los agricultores, según un escrito que él envió a los afectados, “para buscar las posibles alternativas”, después de que su primera intención era que los agricultores del Valle que han venido dejando sus productos agrícolas en ese local de Arafo o en uno similar en los últimos veinte años, trasladaran sus mercancías hasta las instalaciones de Mercatenerife, en el polígono del Mayorazgo, en Santa Cruz de Tenerife.

Ante lo que ellos consideran un atropello, decidieron reivindicar la permanencia del actual sistema de recepción de mercancía y pidieron ayuda a sus respectivos alcaldes, quienes ya han mostrado su rechazo a la medida de cierre que se anunció con fecha del 22 de junio, “de manera unilateral” como recordaba Cecilia Otazo, concejala de Desarrollo Rural de Candelaria y funcionaria, para más señas, de la Consejería de Agricultura.

Rafael Yanes, alcalde de Güímar, manifestaba ayer que si el problema era el precio del alquiler del local, el ponía uno a disposición de GMR.