X
SANTA CRUZ >

Peligra la mayoría absoluta de Bermúdez en el Ayuntamiento

   
Ignacio González-José Manuel Bermúdez

Ignacio González, junto a José Manuel Bermúdez, en un acto público reciente. / DA

RAÚL DÍAZ | SANTA CRUZ DE TENERIFE

“Ya es la segunda vez que nos la juega Coalición Canaria, y esta vez no se lo vamos a permitir”. Así de rotundo se mostraba ayer un miembro del Centro Canario Nacionalista (CCN) después de conocer el nuevo gobierno de Paulino Rivero y comprobar que ninguna consejería había caído en manos del CCN. El malestar del partido que dirige Ignacio González con Coalición Canaria viene desde hace unos meses, ya que entienden que los acuerdos firmados con CC no se están cumpliendo en el reparto de responsabilidades.

Será hoy cuando se reúna el Comité Permanente del CCN para analizar los últimos acontecimientos y la cita servirá para tomar decisiones que podrían pasar por una ruptura del pacto entre los dos partidos nacionalistas, con las consecuencias que ello significaría. Son muchas las presiones que está recibiendo Ignacio González desde su partido para que rompa con Paulino Rivero, principalmente de los comités de islas como Tenerife, Gran Canaria y La Gomera. Complicado lo tiene hoy González ante los suyos, ya que ha combatido fuertes presiones para no pactar en su momento con CC.

Una posible ruptura entre los dos partidos nacionalistas tendría consecuencias en muchos pactos que ahora mismo comparten fundamentalmente en Tenerife. En el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Bermúdez gobierna con una mayoría justa; está en el límite, ya que tiene un apoyo absoluta de catorce concejales y, si Fernando Ballesteros(CCN), decidiera salir del grupo de gobierno municipal, Bermúdez perdería la mayoría en el pleno. Fuentes del CCN confirmaban a DIARIO DE AVISOS que Ballesteros no tendría ningún problema en dejar Fiestas y volver a su despacho profesional de abogado. Pronto le llegan los problemas a Bermúdez, que era conocedor de que gobernar con una mayoría tan justa le podría acarrear problemas, pero no tan pronto. Y es que sólo ha pasado un mes desde que consiguiera el bastón de mando.
Ya en Santa Cruz el CCN se sintió engañado por CC porque no cumplieron el primer acuerdo, que era que dos miembros del CCN irían en puestos de salida en la lista de Bermúdez. De hecho estaba acordado que Ignacio González fuera de número dos. No se cumplió el acuerdo, y Bermúdez se comprometió a utilizar la figura del edil no electo para que fuera un miembro del CCN.

En La Laguna también el CCN se siente traicionado, ya que en la lista de Fernando Clavijo el acuerdo era que un miembro del CCN también fuera en un puesto de salida, y así se asegurara entrar en el grupo de gobierno. Finalmente, Ricardo González (CCN) fue como número 17 de la lista, no entró en el Consistorio y la plaza de concejal no electo que también se le había prometido no ha sido concedida.

Donde los problemas se han hecho más grandes es en el Cabildo de Tenerife. Allí han sido vetados los dos cabezas de lista del CCN por Ricardo Melchior. Primero fue Benito Codina y luego Melchor Núñez, hasta que se aceptó la figura de Eduardo Pintado, que es el responsable de Proyectos del CCN y que los nacionalistas consideran que es un área de poca importancia. Así las cosas, Ignacio González se encuentra hoy ante un Comité Permanente en pie de guerra y donde tendrá que tomar decisiones importantes para que el CCN no sufra una fractura muy acusada.