X
CD TENERIFE > ACTUALIDAD

La desvinculación de Julio Álvarez se atasca

   

Julio Álvarez durante un entrenamiento del club blanquiazul. | DA

DIARIODEAVISOS.COM /LUIS DE LA CRUZ | SANTA CRUZ DE TENERIFE

La desvinculación del futbolista hispano-venezolano Julio Álvarez del CD Tenerife aún no se ha producido oficialmente, pese a que todo hacía presagiar que se produciría en la tarde del martes.

En el entrenamiento matinal de la plantilla blanquiazul en el Mundialito, el jugador, tras una breve charla con Antonio Calderón, se despidió de los que han sido sus compañeros y abandonó la sesión acompañado del director deportivo, Pedro Cordero, para dirigirse a la sede del club.

Ya en las oficinas del callejón del Combate, y tras una larga reunión que parecía poner fin a la vinculación de ambas partes, esta no se ha producido de manera oficial, aunque han acercado mucho sus posturas.

“Hoy un habrá ninguna novedad” con respecto a la desvinculación de Julio Álvarez, informó el club.

Indudablemente el alto coste económico de sus emolumentos y los dos años de contrato que aún le restan, son dos aspectos que lastran una rápida solución.

Llegó con la vitola de ser el hombre franquicia del Tenerife y con galones suficientes para subir al equipo a Primera División. Julio Álvarez, como el resto de fichajes, no tuvieron demasiada fortuna en su paso por el Tenerife y, en su juego fue bastante intermitente.

Abandonó el entrenamiento matutino y a las 16.30 horas estuvo reunido en el Callejón del Combate con Pedro Cordero, director deportivo del Tenerife, para alcanzar un acuerdo amistoso para su desvinculación.

En los mentideros del Club Deportivo Tenerife daban por hecho su desvinculación, pero lo cierto es que al cierre de esta edición, el Club Deportivo no lo hacía oficial porque seguramente quedan algunos flecos por solventar, que probablemente queden aclarados a lo largo de esta mañana.

Por tanto desde que el Tenerife dé por cerrada esta desvinculación el club se irá aliviando en cuanto al lastre económico que arrastra debido a que cuenta con una serie de jugadores a los que no le puede pagar su elevada ficha. Julio Álvarez tiene calidad suficiente para jugar en algún equipo de Primera División porque en las filas del Mallorca, si demostró que es un jugador desequilibrante y que puede marcar diferencias.