X
NORTE >

La Villa Arriba estrenará escuela infantil en el próximo curso

   

DIARIO DE AVISOS | LA OROTAVA

La Orotava ofrecerá a la ciudadanía una segunda escuela infantil el próximo año, con el inicio del curso escolar 2012-2013. Las obras de construcción del centro ya culminaron hace unos meses, y se está a la espera de contar con todo el equipamiento, proceder a la homologación del mismo y a la adjudicación de la entidad que lo gestione.

En la actualidad este espacio acoge a los 45 usuarios del centro comarcal de Aspronte que, debido a la demolición que se tiene que realizar a principios del próximo septiembre en una parte del edificio, han tenido que ser realojados provisionalmente en esta dependencia municipal con características especiales y acordes para poder desarrollar sus múltiples actividades y talleres. En principio se prevé que los usuarios de Aspronte ocupen este lugar hasta finales del presente año, entre noviembre y diciembre, por lo que a partir de esa fecha se procederá a completar y colocar el mobiliario de la escuela infantil, y se llevarán a cabo los trámites de la homologación del centro y de la concesión pública para su gestión. Así, de cumplirse los plazos previstos, incide la concejala delegada de Bienestar Social, María Belén González Rodríguez, “la escuela infantil estará lista para el segundo semestre de 2012”.

La escuela infantil de la Villa de Arriba, que se localiza en el núcleo urbano de Candelaria del Lomo, ocupa un solar municipal de 2.500 metros cuadrados. La tipología de la edificación es similar a la actual escuela de la urbanización El Mayorazgo.

Para 109 plazas

El centro, de características modernas, diáfano y con bastante luminosidad, cuenta con ocho aulas (dos para niños de 0 a 1 año, y tres respectivamente para los de 1 a 2 y de 2 a 3 años), salas de juego, cocina-comedor, baños adaptados y un amplio espacio para cunas, toma de biberones y zona de descanso. También dispondrá de áreas para los servicios generales de administración y restauración, vestíbulo, sala de espera, aseos, sala de enfermería, y diversas zonas de juego al aire libre. El proyecto de construcción ha supuesto una inversión de más de un millón de euros, sufragados en gran parte por el ejecutivo regional. El centro tendrá capacidad para un total de 109 plazas.