LA PALMA >

“Tenemos que poner en valor nuestra naturaleza”

Carlos González Mata, a favor de la transferencia al Cabildo del Parque Nacional de La Caldera.| ACFIPRESS

DAVID SANZ | Santa Cruz de La Palma

Carlos González Mata llega en este mandato por primera vez al Cabildo, después de dos legislaturas trabajando en el Ejecutivo canario. Consejero de dos áreas muy sensibles para la Isla, como son Medio Ambiente y Transporte, González Mata repasa algunas de las prioridades en su gestión.

-¿Ha sufrido recortes su área?

“Ya ha habido en años anteriores. La tendencia es que va a haber una reducción presupuestaria en todas las áreas. Hay unas competencias del Cabildo que tal vez son más prioritarias que Medio Ambiente como los Servicios Sociales. No obstante, tenemos una serie de servicios públicos que mantener y hacer realidad. Para eso tenemos que priorizar nosotros mismos con ese dinero qué podemos hacer”.

-¿Qué priorizará?

“Tenemos una parte forestal importante que requiere de muchos recursos como la limpieza de senderos, cortafuegos, silvicultura. Ese tipo de materia es prioritaria. También nos gustaría avanzar bastante en redes de riego contra incendios. Queremos seguir avanzando y consolidando esas redes. Tenemos pendiente como proyecto estrella el tubo volcánico de Todoque que Medio Ambiente está pendiente de adjudicar en su primera fase, cuya inversión la quiere hacer entre 2011 y 2014, y esperemos que en los próximos años podamos empezar a ver resultados. En La Palma, los paisajes, la naturaleza, nuestros senderos son una prioridad y, por tanto, todos debemos contribuir al turismo desde donde podamos. Es un sector de gran generación de riqueza y empleo”.

-¿Es partidario de la transferencia al Cabildo del Parque Nacional?

“El decreto de transferencia de gestión de los parques nacionales salió en marzo de 2011. El Cabildo de La Palma ha hecho su tarea solicitándolo en función de lo que dice el decreto y ahora estamos esperando. Soy partidario de que se transfiera la gestión, pero no de recibirlo por recibirlo sin que esté dentro de un marco presupuestario. Si te transfieren la gestión y no te dan un duro, lo que tienes es un problema. Hay gente que es partidaria y otros son detractores de esta transferencia. En Estado Unidos los parques nacionales son federales; en España, el Constitucional ha dicho que era una transferencia a las comunidades. En La Palma podemos ganar muchas economías de escala si la gestión se transfiere al Cabildo porque podemos coordinar y organizar los medios entre el Parque y los recursos que tenemos. Lo que va a marcar la diferencia es la visión que tengamos de futuro sobre los parques o sobre la Isla. Pero en ningún sitio se establece que lo vamos a hacer mejor o peor. Se entiende que lo podemos hacer mejor porque estamos en la Isla. De todos modos, siempre ha habido una buena coordinación y colaboración con Parques. Nunca hemos tenido queja”.

-Son muchas las voces que opinan que a La Caldera se le puede sacar un mayor rendimiento. ¿Eso significa intervenir en el espacio?

“No, eso significa valorarlo. Lo que tenemos que poder es valorar lo que supone el Parque y lo que puede generar. Igual el resto de nuestra naturaleza. Hay muchas cosas que tal vez en el futuro nos tengamos que replantear para hacerlas de otra forma y crecer en eficiencia. Lo que está claro es que hay una restricción presupuestaria, por lo que debemos replantearnos cómo se dan algunos servicios y cómo se pueden mejorar. Es una gran oportunidad de negocio intentar aprovechar los recursos que tenemos para darle un mayor contenido”.

-La Transvulcania fue la política estrella de Medio Ambiente en la pasada legislatura. ¿Debe seguir dependiendo de este área o debería asumirla otra?

“Llevo en política bastante tiempo y Julio Cabrera (exconsejero de Medio Ambiente y actual responsable de Turismo en el Cabildo) me parece de los mejores políticos que he visto en mi vida. Tuvo la genial idea de hacer una promoción de nuestros senderos y espacios naturales con la Transvulcania. Ahora es una prueba consolidada, con 900 participantes. Es una prueba que hace el Cabildo y lo puede hacer desde un área u otra. Él ha conseguido algo muy brillante que es la promoción de los espacios naturales y hacer una prueba reconocida en el exterior a un precio muy bajo”.

-¿Tiene la intención de continuarla usted?

“No. Es una prueba que va a hacer el Cabildo y Julio Cabrera seguirá coordinándola”.

-¿Están en buen estado los senderos de La Palma?

“Tenemos más de 1.000 kilómetro de senderos en la Isla. Eso requiere de un mantenimiento importante. Tenemos la intención de hacer un plan de trabajo para llevar esa tarea todo el año. Si ese objetivo lo conseguimos podremos alcanzar un nivel óptimo”.

-En materia de trasportes, ¿el Cabildo trabaja en la reglamentación del sector del taxi?

“El Cabildo lo que ha hecho es un reglamento de funcionamiento que ha propuesto a los ayuntamientos, para que estos hablen con los colectivos de taxi y consensúen un mejor reglamento. No queremos hacer una injerencia, sino que ofrecimos un borrador. Es una competencia municipal que deben hacer los ayuntamientos”.

-Santa Cruz de La Palma va a suprimir con la nueva playa multitud de aparcamientos. ¿Qué se puede hacer?

“Cuando Santa Cuz de La Palma plantea hacer una playa tiene que decidir, igual que cuando un ayuntamiento realiza una zona comercial abierta sabe que peatonalizará calles y tiene que buscar una solución al aparcamiento. Cuando se planifica la ordenación de una ciudad tendrás que darte cuenta de cosas. Si te planteas una playa tienes que analizar cómo recuperar los estacionamientos que pierdes”.

-¿El servicio de guaguas es muy deficitario?

-“Siempre ha sido deficitario”.

-¿Es sostenible, tal y como está, con la crisis?

“La crisis va a hacer que tengamos que replantearnos muchas cosas en la vida”.

-¿Podrá mantenerse la universalidad de la gratuidad de la guagua para los mayores?

“Hay que retocarlo; no debería ser universal y tiene que contar con algunas limitaciones. Puede ser por renta, por número, etc. Hay cuestiones que hay que replantearlas, pensarlas, repensarlas y consensuarlas”.