X
ARONA

Los barmans piden apoyo para mejorar y reconocer su formación

   

El presidente de la Asociación Tinerfeña de Barmans, José Antonio Mesa, preparando un cóctel. / DA

VICENTE PÉREZ | ARONA

“Antes se valoraba más al barman, su profesionalidad y su función en una isla turística; hoy cualquiera se llama así, hay mucho intrusismo, y se está perdiendo el servicio de calidad al turismo”. Así se sienten estos profesionales de la hostelería, en palabras del presidente de la Asociación de Barmans de Santa Cruz de Tenerife, José Antonio Mesa Mendoza, quien pide a las administraciones públicas y a las asociaciones empresariales del sector hotelero y del ocio “más colaboración y diálogo para dar una calidad del servicio ahora más necesaria que nunca para fidelizar a los turistas”.

“Tenemos que remar todos en la misma dirección y dar más formación a los jóvenes, y reconocer la experiencia de quienes llevan décadas trabajando como barmans para convalidársela por alguna titulación al menos de técnico de hostelería”, subrayó el dirigente de este colectivo, que tiene en su haber un subcampeonato del mundo de coctelería en el año 2000.

Todo incluido

Mesa reconoce que la crisis y el todo incluido en los hoteles está influyendo en su gremio, “porque eso hace que haya poca motivación, y además la unificación de bar y restaurante en los hoteles nos ha perjudicado, porque antes el barman era un señor muy bien considerado por la dirección del hotel , y tenía un departamento independiente de la cocina, pero hoy ya no tiene las mismas obligaciones; a eso unimos que los contratos sólo duran unos meses y no da tiempo a que el joven se forme”. La asociación -con sede en Adeje y que agrupa a unos 300 socios de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro- pretende divulgar la labor de estos profesionales y fomentar su formación, objetivos en los que dejó el listón muy alto su expresidente, el fallecido Paulino Fernández Alonso, a quien se le rendirá un homenaje próximamente en Santa Úrsula, con ocasión de un certamen de coctelería que será clasificatorio para el campeonato nacional de Asturias del año que viene y, éste a su vez, para el mundial en Australia.

De su antecesor Mesa destaca que “fue quien impulsó la asociación en Tenerife y el que revolucionó a los barmans para competir en los certámenes provinciales y nacionales; Paulino era un hombre muy activo, preocupado por la figura del barman y el papel que desempeñamos; hizo una gran labor por todos nosotros y es de justicia reconocerlo; su fallecimiento nos causó un hondo pesar”. Para reforzar estos elogios, Mesa destaca que la asociación tinerfeña es de las más laureadas de las 16 que hay en España. En 2010 quedó campeón de coctelería hispanoamericana un barman del hotel Jardines de Nivaria, Víctor Suárez.

Los barmans canarios llevan al resto de España y al extranjero un toque de coctelería hecha en Canarias, “pues aquí tenemos una materia prima de coctelería de zumos y licores que nos permite no tener que envidiar a nadie por variedad y calidad”. En este sentido, Mesa llama la atención sobre la fama que se ha ganado el barraquito fuera del Archipiélago, donde nació. “Es una combinación de leche condensa y natural, café, canela, Licor 43 y corteza de limón a la que no le hemos dado la importancia que tiene”, subraya.