X
megáfono > las chumberas

Semana crucial para los vecinos de la vieja urbanización

   

Unas 3.000 personas tienen todavía su lugar de residencia en Las Chumberas, una urbanización con 40 años de historia. / SERGIO MÉNDEZ

J. F. JURADO | LA LAGUNA

La última semana de Rodríguez Zapatero como presidente del Gobierno es también una semana crucial para Las Chumberas. Solo restan seis días para que se disuelvan las Cortes General y la promesa adquirida por el todavía jefe del Ejecutivo central con los vecinos de la urbanización lagunera sigue sin materializarse. El convenio plurianual que debe garantizar la financiación para reponer sus viviendas permanece en la gaveta, sin la necesaria firma del Ministerio de Fomento, que, según esta previsión financiera, debería asumir el 50% de los más de noventa millones de euros en los que está presupuestado el proyecto.

Tras tres jornadas de caceroladas, los afectados han entendido que es el momento de desplazarse a Madrid y llevar su reivindicación de urgencias a las puertas del Congreso. Mañana, miércoles, un grupo de treinta vecinos de Las Chumberas intentarán encontrarse cara a cara con Zapatero, para exigirle que, antes de abandonar el cargo, el próximo día 26, proceda a rubricar de una vez lo que asumió como un “compromiso personal”. Junto a los vecinos, también viajarán a Madrid representantes de los tres principales partidos con representación en el Ayuntamiento lagunero, entre ellos, el alcalde Fernando Clavijo. La expedición política la completarán el primer teniente alcalde, el socialista Javier Abreu, y el portavoz de la formación mayoritaria en la oposición, el popular Pedro Suárez.

Grito en Madrid

“Ya es hora de que nuestro grito se oiga en Madrid”, aseguran los vecinos, conscientes de lo mucho que se juegan en esta última semana de legislatura. El proyecto de Las Chumberas corre serio riesgo de caer en la parálisis absoluta, si Zapatero no da curso al convenio plurianual y la decisión queda en manos del próximo Gobierno, salido de las elecciones del 20-N. Clavijo ha señalado que, de confirmarse esta decepción, el “drama” está garantizado. Aunque, de momento, prefiere seguir siendo optimista. “Yo confío en que ese escenario de incumplimiento no se vaya a dar pues, al margen de que tenemos el compromiso personal y público del presidente Zapatero, hay una responsabilidad institucional por encima de la responsabilidad política. El incumplimiento del Gobierno central es un escenario que no me planteo porque además, sería un absoluto drama para el municipio y para más de 3.000 personas”, dijo el alcalde en una reciente entrevista a este diario.

Han pasado casi tres años desde que se detectaron los primeros problemas de aluminosis en las viviendas de las Chumberas. Desde entonces, un total de 25 familias han tenido que ser desalojadas de sus casas, debido a los avanzados daños que presentan. El resto de vecinos sabe que es cuestión de tiempo que también les toque a ellos. “Tarde o temprano, todas las viviendas estarán dañadas”, explica uno de los técnicos encargados de supervisar la evolución de la patología del cemento en la urbanización lagunera. “De hecho, el uso de cemento aluminoso ha quedado prohibido para elementos estructurales”, apunta.

De los 42 bloques con los que cuenta Las Chumberas, se han diagnosticado problemas de aluminosis en más de la mitad. Una coyuntura que está ocasionando importante gastos en las arcas municipales, encargadas de costear el alquiler de los propietarios desalojados. En lo que va de año, Muvisa ha gastado más de cien mil euros en esta ayuda.

Vecinos del barrio, durante una reciente protesta. / SERGIO MÉNDEZ

Escepticismo minoritario

Aunque la unión vecinal frente al problema es total, también hay ciudadanos en la urbanización que no terminan de verlo claro. Son aquellos que sus casas aún no se han visto afectadas, y que dan pábulo a la posibilidad de que detrás del proyecto de reposición integral de la urbanización exista realmente una operación especulativa. “Estos terrenos están muy bien localizados y valen muchísimo. Lo que han hecho es crear una excusa para echarnos de aquí”, aseguró una de estas personas.

La inmensa mayoría, en cualquier caso, apoya la intervención proyectada desde el Ayuntamiento. Ésta consistiría en la completa sustitución de los 42 bloques por otros 25 nuevos edificios, de siete alturas y cuatro viviendas por planta. Se habilitarán, además, garajes, locales comerciales, zonas verdes y n dotaciones comunes. El mayor inconveniente es el largo periodo que durarán los trabajos, entre diez y catorce años. A este plazo hay que sumarle el perido de incertidumbre actual más lo que duren los trámites burocráticos posteriores a la firma del convenio entre las partes que deberán financiarlo: el Estado en un 50%, el Gobierno de Canarias en un 35%, el Cabildo en un 10% y el Ayuntamiento, en un 5%. Significa esto que los vecinos de Las Chumberas, en total unas tres mil familias, no deberán aportar ni un céntimo a la reconstrucción de la urbanización. Zapatero tiene la última palabra.

María José Castañeda, durante una de las caceroladas de los vecinos de Las Chumberas. / SERGIO MÉNDEZ

[apunte]

Concejal, vecina… y desalojada

Veinticinco familias de Las Chumberas han tenido que abandonar sus viviendas, debido a los daños que está ocasionando en ellas la aluminosis. Una de estas personas es la concejala socialista de Cultura y Música de La Laguna y vecina del bloque 1, María José Castañeda. De ahí su activa participación en las protestas que están llevando a cabo los ciudadanos de la urbanización en las últimas fechas.

Castañeda ha sido realojada en una vivienda próxima de la zona, en San Bartolomé de Geneto, donde lleva ya más de un año residiendo. Su casa de Las Chumberas se encuentra apuntalada y vacía, al igual que parte de las escaleras de su bloque. Como consecuencia de ello, cuenta la edil, una vecina suya de avanzada de edad lleva “prácticamente un año” sin poder salir de su casa. Pero no es el único caso de estas características. En la urbanización aledaña a la autopista TF-5 abundan los vecinos de avanzada edad, gente a la que la situación de precariedad que viven sus viviendas está afectando notablemente a su calidad de vida.

Castañeda confía en que la solución al problema llegue lo antes posible. Recuerda que “hasta en dos ocasiones” el presidente Rodríguez Zapatero se comprometió con los vecinos de Las Chumberas. Primero, en un mitin electoral en el pabellón Santiago Martín y fechas después, durante el Debate del Estado de la Nación del pasado mes de junio.

“Yo lo único que le diría al presidente es que cumpla con su palabra, que la dio hasta en dos ocasiones”, asegura la concejal del grupo municipal Socialista y miembro de la Comisión de Afectados de Las Chumberas, donde cubre la representación política junto al nacionalista Domingo Galván.

Javier Abreu, optimista

El primer teniente alcalde de La Laguna, que mañana estará en Madrid junto a los vecinos de Las Chumberas que se manifestarán junto al Congreso, señaló ayer que en los próximos días “puede haber novedades definitivas” respecto al convenio plurianual aún pendiente de firmar. “Estamos trabajando con intensidad y en diferentes líneas para que todo quede resuelto lo antes posible. Tengo serias esperanzas de que en breve tengamos una respuesta definitiva para cerrar el acuerdo”, manifestó el edil socialista. “Estamos muy ilusionados y creo que llegaremos a un entendimiento todas las partes”, añadió Javier Abreu.

[/apunte]