X
lucha contra el crimen organizado >

Al menos tres clanes de la Camorra blanquearon capitales en Tenerife

   

TINERFE FUMERO | Santa Cruz de Tenerife

Al menos tres clanes de la Camorra napolitana han blanqueado capitales en Tenerife, según se desprende de los distintos testimonios recopilados por este periódico, ya sea en fuentes periodísticas ya en oficiales. En concreto se trata de los clanes Abbinante, Nuvoletta y Polverino. Los primeros llegaron de la mano de los Nuvoletta como socios financieros en la construcción de immuebles para uso turístico, mientras que los terceros son una escisión pacífica de los Nuvoletta, tal y como desveló ayer un comunicado remitido desde la Fiscalía contra el crimen organizado, encardinada en la Audiencia Nacional.

Nuvoletta

Sin duda, los grandes protagonistas son los Nuvoletta, un clan conformado por tres hermanos de los que solo resta con vida Ángelo Nuvoletta, condenado a cadena perpetua. Precisamente su testaferro y responsable financiero del clan, Pietro Nocera, fue arrestado en Gran Canaria en 2005. Otros Nuvoletta de fuste capturados en la Isla son los hermanos Armando y Antonio Orlando, caídos en manos de la policía en 2006 y en 2008, y el asesino Salvatore Marino, arrestado a finales de 2010.

Abbinante

Se trata de uno de los clanes más sanguinarios de la Camorra. Su relación con los Nuvoletta la menciona tanto el escritor Roberto Saviano como los carabinieri cuando proceden al arresto del capo de la Nuvoletta Luigi Esposito, al que responsabilizan de edificar un complejo turístico en Adeje para blanquear dinero de ambos clanes.

En mayo de 2008, uno de sus grandes capos, Guido Abbinante, sobre quien pesaban cargos por más de 50 homicidios, fue capturado cuando era atendido en una clínica cerca de Caserta.

Polverino

La primera noticia sobre ellos llega con el comunicado de la Audiencia Nacional, que detalla como el adiós de los hermanos Nuvoletta acaba provocando un cisma amistoso en el clan, que quedaría desmembrado en tres: los propios Nuvoletta, los Polverino y los Simeoli. Si bien de los terceros no se tiene mayor noticia, sí es sabido que la estructura financiera del clan formado por Giuseppe Polverino sigue entrelazada con la de los Nuvoletta. A buen seguro que el material incautado por los policías aclarará muchas incógnitas al respecto.

Declarando e incomunicados

Mientras tanto, ayer continuaba la toma de declaraciones a los trece arrestados durante la redada del pasado martes, que tuvo lugar en varias puntos de Adeje y que incluyó más de medio centenar de entradas y registros en lo que la Fiscalía denominó como desarticulación de una red de blanqueo de capitales. Todo apunta a que será hoy cuando se produzca el traslado a Madrid para la puesta a disposición del titular del juzgado central número 6 de la Audiencia Nacional.

El hermetismo por parte de los responsables del operativo era ayer total, al punto que se mantenía incomunicados entre ellos a los arrestados, que se encontraban repartidos por distintas comisarías y cuarteles del Cuerpo Nacional de Policía y de la Guardia Civil.

Sin duda, los investigadores confían en que varios de los detenidos aporten datos relevantes para la mejor instrucción del sumario.

[apunte]

Registro de doce horas en algunos locales

VICENTE PÉREZ | Adeje

El complejo de apartamentos Maraverde, en Torviscas Baja (Costa Adeje) mostraba ayer una imagen de aparente normalidad después de que su funcionamiento habitual se viera alterado el martes por la redada contra la Camorra.

Sin embargo, esta normalidad es aparente porque algunos comercios han registrado menos clientes de lo habitual, según reconoció el empleado de un locutorio y supermercado, quien aseguró que las ventas se han resentido, y confió en que una vez se vaya olvidando el suceso se recuperen, “porque aquí hay muchos puestos de trabajo en juego”. “La Policía estuvo todo el día aquí, desde las 8 de la mañana hasta las 8 de la noche, registrando el contenido de los ordenadores, y ningún cliente pudo hacer uso de los locutorios para llamar por teléfono o navegar por internet”, explica el dependiente, un joven de acento sudamericano, quien confiesa su “sorpresa” por todo lo que ha pasado. “De momento solo hay sospechas, y han buscado pruebas, pero lo malo es que se está jugando con muchos puestos de trabajo”, insistió.

El martes, este comercio se llenó de agentes, y por ello algunos clientes habituales, uno de ellos italiano, bromeó en la tarde de ayer al entrar al local al comentar entre sonrisas si aún había policías, a lo que el empleado respondió con otra sonrisa de cortesía, pues aún estaban los ánimos resentidos por la complicada situación que vivió el día anterior. En este complejo residencial disponían de propiedades “los italianos”, según confirman en uno de los locales comerciales. “Es un asunto delicado, comprenda que no queramos hacer comentarios”, afirman en otros negocios. En otros casos pusieron como excusa que no tenían tiempo para hablar. No menor fue la sorpresa en los bares, bazares y hoteles de la zona, al enterarse de que se trataba nada menos que de la detención de una red de la mafia napolitana, un tipo de delincuencia que en la imaginación de los empresarios y empleados presentes en la zona desató el temor a represalias.

[/apunte]

[apunte]

Clan Nuvoletta

El clan Nuvoletta de la Camorra es, según definición oficial del Ministerio del Interior del Gobierno de España, “una organización criminal multidisciplinar cuyas actividades se encuadran dentro del tráfico de drogas, contrabando y extorsiones, invirtiendo los beneficios ilícitos en actividades comerciales, hostelería y propiedades inmobiliarias”.

Provienen del barrio de Marano barriada al norte de Nápoles. Se les considera unos innovadores.

Son la única familia de fuera de Sicilia que se sienta en la cúpula de la Cosa Nostra, no como meros aliados o afiliados, sino estructuralmente ligados a los de Corleone, uno de los grupos más poderosos en el seno de la Mafia. Tan poderosos que los sicilianos, según las declaraciones del arrepentido Giovanni Brusca, cuando empezaron a organizarse para poner bombas en media Italia, a finales de los años 90, pidieron la opinión de los de Marano, así como su colaboración. Los Nuvoletta se negaron sin que nadie osara pasarles factura alguna.

Los Nuvoletta han blanqueado dinero en Tenerife desde los años 90, tal y como informó DIARIO DE AVISOS y la Audiencia Nacional ha confirmado.

[/apunte]