ENTREVISTA >

Ana Oramas: “Las relaciones con el Partido Popular en el Estado son magníficas”

La candidata de la coalición CC-NC por Santa Cruz de Tenerife al Congreso de los Diputados en las próximas elecciones generales. / SERGIO MÉNDEZ

YAZMINA ROZAS | Santa Cruz de Tenerife

Ana Oramas ha estado los últimos cuatro años defendiendo los intereses de Canarias en el Congreso de los Diputados como portavoz de Coalición Canaria (CC). La formación nacionalista, en coalición electoral con Nueva Canarias, le ha vuelto a confirmar como cabeza de lista por Santa Cruz de Tenerife a la Cámara Baja, donde dice que luchará porque el Gobierno central desarrolle una estrategia política singular para las Islas. Oramas no teme que si el Partido Popular (PP) gane se vean afectados los asuntos pendientes del Estado con Canarias porque afirma que las relaciones con los populares son “magníficas”.

CC aspira a formar grupo parlamentario en las elecciones generales del próximo 20 de noviembre, para lo que necesita como mínimo cinco diputados.

– ¿De qué logros está más satisfecha de su paso por el Congreso en esta legislatura pasada?

“Ha sido una legislatura muy difícil, donde Canarias se encontró con la peor crisis económica de su historia y con el paro más alto de España y de la Unión Europea, llegando a rozar el 30%. Eso nos hizo tener un ejercicio de responsabilidad y forzar a que el Gobierno de la nación tuviera una política específica para Canarias, tanto en materia de empleo como de inversiones y respecto a nuestro principal sector y motor económico, que es el turismo y los temas de conectividad. Hemos tenido dos acuerdos de presupuestos que han sido muy importantes para Canarias, porque esas políticas que se han aplicado en los dos últimos años han permitido que las Islas, en este momento, sean la única comunidad que está creando empleo desde hace casi nueve meses, que haya mejorado sustancialmente el turismo y haya ayudas muy importantes para el sector industrial y agrícola. Y también esa política de negociación con el Estado ha permitido que Canarias no tenga que hacer los ajustes que han tenido que hacer otras comunidades, aunque primero gracias a la política de ahorro que ha llevado a cabo la comunidad autónoma”.

– En su vuelta al Congreso, ¿le han quedado temas por resolver de la anterior legislatura? ¿Cuáles serán los objetivos de Canarias por los que luchar en este nuevo periodo?

“Los dos temas más importantes son la negociación con el Gobierno de la nación del nuevo Régimen Económico y Fiscal, que se vence en el 2013. Llegamos a un acuerdo en las modificaciones futuras del régimen, pero al acabarse la legislatura precipitadamente no ha habido tiempo de poderlo tramitar en el Congreso de los Diputados. El otro tema pendiente es la modificación del Estatuto de Autonomía de Canarias, que también esperamos que sea en la próxima legislatura. Y, además, el desarrollo legislativo de la ley de aguas porque ahora hay que modificar más de cinco leyes que afectan a la posibilidad de que el Gobierno de Canarias de las licencias y haga el control sobre esas aguas”.

– ¿Lucharán porque la bonificación de las tasas aéreas sea permanente?

“Tenemos otras muchas cosas pendientes: el tema del Posei, la orden ministerial del transporte del plátano, la ayuda al transporte de mercancías que ha pasado al 70% y lograr que Canarias tenga, por un lado, una política de gestión aeroportuaria diferenciada y, por otro, de tasas aéreas diferenciadas porque las Islas son distintas del resto del Estado y esa situación es absolutamente imprescindible en un momento en el que tenemos que consolidar la recuperación del turismo”.

– Con su segunda legislatura en el Congreso, ¿da por satisfechas sus expectativas en la política estatal?

“Yo estuve un año en la anterior legislatura, sustituyendo a Paulino Rivero cuando asumió la Presidencia del Gobierno de Canarias, y he estado esta legislatura completa. No soy una persona que planifique su vida, he sido muy feliz de alcaldesa de La Laguna diez años, y estoy muy satisfecha también de la posibilidad que me ha dado Coalición Canaria de ser portavoz de Canarias en Madrid. CC no aspira a gobernar España, aspira a que el Gobierno central tenga buenas políticas hacia las Islas. En este momento aspiramos a que los resultados del 20 de noviembre nos permitan tener grupo parlamentario”.

– ¿Se siente defraudada con el Plan Canarias?

“CC había pedido una estrategia para las Islas a medio y largo plazo y el Plan Canarias como estrategia estaba bien, con la definición de las áreas por las cuales el Gobierno central iba a apostar y apoyar a Canarias en los próximos diez años. Pero eso tenía que ir acompañado de una ficha financiera que no se ha reflejado en los presupuestos del Estado. Gracias a los acuerdos posteriores a los que llegamos con el Partido Socialista se pudieron introducir más de 1.400 millones que hacían que determinados aspectos del plan fueran realidad. Desde luego el Gobierno central tiene que desarrollar una estrategia política canaria y tiene que comprometerse en los presupuestos del Estado en ejecutar esa estrategia. Y así se lo vamos a exigir al próximo Gobierno que salga de las urnas el 20 de noviembre”.

– La alianza con NC para concurrir a las elecciones generales, ¿es el inicio de una plataforma para las próximas elecciones autonómicas?

“Creo que es un acuerdo muy puntual donde se han separado las diferencias personales por un gran acto de generosidad por Canarias. Se han puesto los intereses de la comunidad autónoma por encima de los intereses de las dos fuerzas políticas. Es un acuerdo muy puntual para que Canarias tenga una presencia importante en la política nacional. Eso no quiere decir que esta alianza y el que salga bien no permita recuperar un diálogo que había estado roto en los últimos cuatro años y que eso suponga a posteriori un avance en la unificación nacionalista, que es lo que quisiéramos todos. Yo creo que por lo menos se ha recuperado el diálogo”.

– Si se dieran estos avances en la unidad nacionalista, ¿la estructura podría ser parecida a la de CiU?

“Es muy precipitado en estos momentos hablar de la confluencia nacionalista. No hay que adelantarse y ahora tenemos que centrarnos en las elecciones generales y en el acuerdo magnífico al que llegamos”.

– ¿Cómo valora que el Centro Canario Nacionalista (CCN) se quede fuera de la plataforma para las elecciones generales?

“Yo no creo que el CCN se quede fuera. Me une una gran amistad con Ignacio González y fue el que, además, intentó hace cuatro años esta confluencia de las fuerzas nacionalistas. Confío en su inmenso amor por esta tierra y su sentido de la responsabilidad con Canarias y espero que al final pueda haber algún tipo de acuerdo”.

– ¿Da por definitivamente rotas las negociaciones con el Partido de Independientes de Lanzarote (PIL)?

“Tampoco. He hablado estos días muchísimo con Fabián Martín, líder del PIL; con Pedro San Ginés también, y con Jesús Machín, el presidente en Lanzarote. No ha habido un acuerdo pero yo no tiro la toalla a que de aquí a una semana podamos llegar a algún tipo de alianza porque creo que para Lanzarote sería importantísimo contar con una voz propia, con un senador, que pudiera hacer llegar al Gobierno directamente las necesidades de Lanzarote y, en ese sentido, la alianza sería fundamental para garantizar esa presencia del senador nacionalista”.

"Es muy precipitado en estos momentos hablar de la confluencia nacionalista", afirma Ana Oramas. / SERGIO MÉNDEZ

– Aspiran a conformar grupo parlamentario. Sin embargo, las encuestas internas señalan que los mejores resultados apuntan a tres diputados. De confirmarse esta tendencia volverían a estar en el grupo mixto y, con toda probabilidad, con un PP gobernando con mayoría absoluta. Con este escenario, ¿cuáles serían los retos de CC?

“Eso no es exacto. Yo diría que en este momento los mejores sondeos nos dan la posibilidad de cuatro diputados y seis senadores y desde luego sí que están garantizados tres como mínimo, pero los mejores sondeos nos dan cuatro. Esa es nuestra aspiración y tanto con cuatro como con tres diputados estamos en condiciones de formar grupo, nosotros solos o con alianzas puntuales”.

– Si tras las elecciones del 20 de noviembre el PP llega a gobernar, ¿teme que haya venganza contra CC y eso afecte a los asuntos que Canarias aún tiene que resolver con el Estado?

“No, qué va. Las relaciones de CC con el PP a nivel nacional son magníficas, tanto mis relaciones personales con Soraya Sáenz de Santamaría como con Mariano Rajoy, pero también las de Paulino Rivero. Pero no solo eso, el propio PP en este momento tiene unas relaciones magníficas tanto con CiU, como con el PNV o CC porque sabe que vienen tiempos difíciles y que van a hacer falta muchos consensos políticos y apoyos para sacar este país adelante. Y en este sentido confío plenamente en que el PP, si llega a gobernar, tenga esa sensibilidad especial con la situación tan difícil que estamos atravesando en nuestra comunidad autónoma”.

– ¿Para Canarias es peor un Gobierno del PSOE o del PP?

“A nosotros nos es absolutamente indiferente que el Gobierno de la nación sea del PP o del PSOE. Ellos no se ocupan de Canarias, no tienen sensibilidad especial con nosotros. La sensibilidad la da el número de votos y la presencia política en Madrid, que obliga al Gobierno de la nación a responder. Lo que nosotros tenemos claro es que los acuerdos se llegan con el que gobierna, no con el que está en la oposición, y hemos gobernado en la época de Felipe de González, de Aznar, de Zapatero… llegando a acuerdos puntuales por el interés de Canarias. Y en ese sentido, nos sentaremos con el Gobierno que salga de las urnas y trabajaremos para que los avances que se han conseguido del Gobierno de la nación se mantengan y se amplíen”.

– ¿Teme que un Gobierno del PP sea de fuertes recortes y afecte a las inversiones con Canarias?

“Creo que los grandes recortes van a venir en los próximos años, recortes importantes. Pero creo que también hay que tener una política decidida por la activación de la economía y las políticas activas de empleo. Y en ese sentido pedimos que haya una política singular para Canarias, que tiene el paro más alto de toda España. El próximo Gobierno nacional tienen que ser el de todos los españoles y también el de los canarios, y por ello tendrá que desarrollar las políticas específicas que necesita Canarias. Y confío en que lo haga”.

– ¿Cree en las promesas electores del PP con Canarias?

“No hay promesas electorales del PP para Canarias. Creo que esta campaña es la más rara que ha tenido nunca España, tenemos un PP que no se compromete con nada y tenemos un partido socialista que se desdice de todo lo que ha hecho. Es una campaña en la que nadie se está comprometiendo a nada. Los que sí nos comprometemos somos los nacionalistas y la gente puede saber qué es lo que vamos a hacer los próximos cuatro años, igual que sabe exactamente qué es lo que ha hecho CC estos cuatro años porque han podido ver nuestra actuación política en el Congreso y en el Senado. Y, en ese sentido, nosotros podemos rendir cuentas a los ciudadanos de Canarias y eso no sé si podrán hacerlo los diputados y senadores del PP”.

– En el último pleno del Parlamento canario el PP señaló que si gobernaba tras el 20N habría un Plan Canarias con financiación…

“Todos los presidentes de España prometen hacer un consejo de ministros en Canarias con mucha parafernalia, todos dicen que se van a ocupar muchísimo de las Islas… Pero al final, a la hora de la verdad, nos encontramos los nacionalistas negociando esos apoyos para Canarias. Y pasó con Aznar, con Felipe González, con Zapatero y pasará con Rajoy”.

– ¿Cree que tras el 20N se debe replantear el pacto con los socialistas?

“No. No tiene nada que ver lo que es la política nacional con la autonómica, y eso ha pasado ya en Canarias. Durante cuatro años hemos gobernado con el PP y, sin embargo, teníamos una alianza con el PSOE en Madrid. Por ejemplo, el PNV está en la oposición en el País Vasco y sin embargo ha sido un aliado del Gobierno en Madrid. Coalición Canaria ha hecho un pacto en las Islas con el Partido Socialista, un pacto por cuatro años, serio, de responsabilidad y con voluntad de terminar la legislatura”.

– ¿Qué opinión tiene sobre el comportamiento del PSOE en El Hierro y La Palma?

“Creo que tiene dos componentes. Primero, hay un acuerdo entre el PSOE y CC que afectaba a las principales instituciones y, luego, hay un sector del Partido Socialista que no lo ha respetado. Yo soy una mujer de partido y creo que las estrategias de los partidos van por comprometerse y cumplir los acuerdos. Pero, en cualquier caso, también creo que es un fallo estratégico del PSOE en esas islas porque en este momento, en el que el PSOE está en franca caída, darle aire al PP me parece un error estratégico a medio y largo plazo. Quizás de réditos a corto tiempo pero, desde luego, a largo plazo no tiene ningún sentido como estrategia política en si”.