X
ELECCIONES 20-N > PRECAMPAÑA

El CCN, socio de Paulino Rivero en el Gobierno, irá en las listas del PP

   

El líder del CC, Ignacio González, y el presidente del PP regional, José Manuel Soria. / ACFI PRESS

BEGOÑA AMEZUA | Santa Cruz de Tenerife

El Centro Canario Nacionalista (CCN)de Ignacio González hará doblete ideológico por los menos hasta el próximo 20 de noviembre gracias al acuerdo confirmado ayer para integrarse en las listas del Partido Popular (PP) a los comicios generales. Los nacionalistas de centro, socios del Gobierno de CC y el PSC presidido por Paulino Rivero, mantendrán su apoyo al pacto regional en el Parlamento autonómico mientras que pedirán el voto para que el PP gane los próximos comicios. A cambio, Ignacio González designará a dos senadoras, que acompañarán a los candidatos populares de Tenerife y Gran Canaria, Antonio Alarcó y Borja Benítez de Lugo, respectivamente. También nombrará al numero seis por la circunscripción de Santa Cruz de Tenerife y el siete por Las Palmas.

El presidente del PP de Canarias, José Manuel Soria, y el líder del CCN, Ignacio González, presentaron ayer el acuerdo que incluye la integración de candidatos del CCN en las listas de Soria además de tres compromisos programáticos. Estos últimos consisten en la reforma del Estatuto de Autonomía, el desarrollo del Régimen Económico y Fiscal (REF), especialmente, en el cumplimiento de la inversión media estatal en las Islas y la defensa de Canarias en la Unión Europea en su condición de Región Ultraperiférica (RUP).

Ignacio González recordó que, el pasado sábado, la dirección nacional del CCN tuvo que decidir entre dos opciones “difíciles”. La “romanización impuesta” por el acuerdo electoral para el 20-N entre CC y Nueva Canarias, presidida por Román Rodríguez, o la “upenización propuesta por mí”. Ganó la opción de González por 36 de los 40 votos de la dirección nacional.

El líder del CCN justificó la decisión asegurando que “había que pactar con el PP antes o después” de los comicios. En su opinión, CC “ha dicho que pactará después” porque, tal y como recalcó, el partido de Paulino Rivero ya ha anunciado que buscará los acuerdos con la formación política ganadora.

Para el CCN, sin embargo, es mejor pactar “antes”, tal y como ha hecho el PAR en Aragón y la UPN en Navarra; “no vaya a ser que después, con mayoría, no nos necesiten”, incidió.

González, en su condición de segundo portavoz adjunto del grupo parlamentarios de CC-CCN-PNC, afirmó que los dos escaños del CCN en el Parlamento regional seguirán apoyando a Paulino Rivero, que el pacto con el PP en el Cabildo de Gran Canaria será respetado así como los acuerdos con el PSC en los ayuntamientos. El líder de los nacionalistas de centro advirtió que su partido “cumple” con los acuerdos porque “somos serios”.

Para José Manuel Soria, el fundamento del acuerdo se asienta en la situación económica de una Comunidad Autónoma, que tiene la mayor tasa de desempleo de España, unos importantes índices de pobreza, la necesidad de producir un cambio en la política económica de José Luis Rodríguez Zapatero que ha empobrecido más a la sociedad española además del “descontrol” del gasto público practicado por el Gobierno estatal del PSOE. Una política que, tal y como recalcó Soria, ha contado con el apoyo “incondicional” de CC. Quien se presentó en Madrid, “agachando la cabeza y apoyando” la congelación de las pensiones, la reducción de los salarios de los funcionarios y el resto de las políticas “regresivas” del Ejecutivo estatal ha sido CC y “ a cambio de nada”, puntualizó. Por ello pidió a CC que hablen con “un poco más de fundamento cuando se refieran a posiciones domesticables (del PP)”.

Bañolas, destituido

La primera consecuencia del acuerdo de José Manuel Soria e Ignacio González fue el cese del presidente de CC en Gran Canaria, Fernando Bañolas, como vicepresidente primero del Cabildo de Gran Canaria, presidido por José Miguel Bravo de Laguna del PP, según informaron las agencias. Este cargo ha pasado a ser responsabilidad del consejero insular del CCN, Juan Domínguez Bautista. También fue destituida la consejera insular nacionalista de Empleo, Sinesia Medina.

[apunte]

CC y NC, a por Telde, Firgas y Moya

Lo último que quería Coalición Canaria (CC), a las puertas de la difícil campaña electoral del 20-N, es que se produjera una crisis interna como la que estalló ayer en Gran Canaria y que se puede extender a Santa Cruz de Tenerife.

En Gran Canaria, CC dio por roto el pacto de gobierno con el PP en el Cabildo tras las destituciones decididas por su presidente, José Miguel Bravo de Laguna. Este nuevo escenario abre las puertas para que CC atienda ahora las aspiraciones de Nueva Canarias (NC), de Román Rodríguez, para recuperar algunos municipios de la isla, en manos del PP, con sendas mociones de censura en Telde, Firgas y Moya.

Esta reivindicación fue planteada por NC a CC en las posiciones de tanteo iniciales para llegar al acuerdo electoral para concurrir conjuntamente a los próximos comicios generales. Sin embargo, en la negociación final ambos partidos llegaron al convencimiento de que era mejor posponer estas mociones.

En Santa Cruz de Tenerife también se puede poner en peligro la mayoría del pacto entre nacionalistas y el PSC si el CCN decidiera responder con la retirada de su apoyo al alcalde José Manuel Bermúdez. En este caso, el pacto apela a las posiciones progesistas de Sí se puede.

[/apunte]