X
TENERIFE > SUR

El Sur sigue siendo un destino seguro

   

Patrullas de la Policía Local y Nacional están presentes a diario en paseos y avenidas de Playa de Las Américas, Los Cristianos y Costa Adeje. / DA

NICOLÁS DORTA | Arona

En lo que va de año, las infracciones penales, delitos más faltas, en el Sur de Tenerife, se han reducido un 7,47% con respeto a los mismos meses del año anterior, según los datos facilitados ayer por el subdelegado del Gobierno en la provincia, José Antonio Batista. “Ya está bien de vender al Sur como un destino inseguro”, sentenció. Al respecto, la Unidad de Intervención Policial (UIP) estará puntualmente en las zonas de Playa de Las Américas o Costa Adeje cuando las circunstancias lo requieran. Estos profesionales no tienen obligación de trasladarse cada fin de semana, “porque se trata de una unidad provincial que actúa según la demanda en cada zona”, aclara Batista, quien asegura que hay suficientes mecanismos para mantener la seguridad en Playa de Las Américas, Los Cristianos o Costa Adeje, en un destino catalogado por las administraciones públicas y asociaciones empresariales como “seguro”, y donde se garantiza la convivencia entre turistas y residentes.

El subdelegado del Gobierno ha hecho estas manifestaciones en respuesta a la Confederación Española de Policía, sindicato de la Policía Nacional, que lamentaba de la falta de presencia de la UIP en las áreas turísticas por el aumento, a su juicio, de agresiones. “No suelo responder a sindicatos ni a colectivos, pero es importante puntualizar que la presencia o no de la UIP no está relacionada directamente con que se aumenten las situaciones de inseguridad ciudadana”, comentó Batista. Además, habló de que “hay otra unidades a nivel local”, como las Unidad de Prevención y Respuesta (UPR) que igualmente está para actuar. “La UIP ha tenido más presencia en asuntos de inmigración, en temas de apoyo, cuando llegaban pateras de manera masiva al sur”, indicó el subdelegado.

Trabajo conjunto

Batista también aclaró que el trabajo se realiza de “manera conjunta”, en coordinación con la Guardia Civil, Policía Local y Policía Autonómica y los ayuntamientos, con las periódicas juntas de seguridad local.

Desde la Delegación del Gobierno también se destaca el trabajo que se lleva a cabo para evitar la venta de estupefacientes en la calle. Este año han aumentado las actas con respecto al anterior, pasando de 347 a 540, “un indicador de la presencia de la Policía Nacional para evitar el menudeo de droga en la calle”, dijo José Antonio Batista.

“Seguirá seguro”

“Por supuesto que el Sur de Tenerife es un destino seguro, y lo seguirá siendo”, afirmó el concejal de Seguridad del Ayuntamiento de Arona, Manuel Reverón. Explicó que las estadísticas no reflejan un aumento de delitos con respecto a años anteriores, según los datos que posee en coordinación con la Guardia Civil y la Policía Nacional, aunque haya un “ligero despunte” de robos y hurtos en determinados meses. Arona, cuya zonas más turísticas abarca Playa de Las Américas y Los Cristianos, mantiene de 10.00 a 18.00 horas once agentes de la Policía Local patrullando las playas y además, 18 efectivos con vehículos. En total son 125 policías para todo el municipio. No se llega a la media de dos agentes por 1.000 habitantes pero se está cerca. “Nuestra idea es llegar a los 140”, indicó Manuel Reverón. En Costa Adeje, el sistema de seguridad es similar, agentes vigilando playas y paseos. El total de la plantilla local es es de 132 funcionarios, algo más que en Arona. “Los datos que se manejan es que los delitos no han aumentado”, aseguraron ayer desde el Consistorio adejero.

[apunte]

Esplugas: “No hay que bajar la guardia”

El sector empresarial del sur considera la seguridad ciudadana como uno de los pilares para mantener al turismo, y por lo tanto a una economía estable de servicios. Jordi Esplugas, empresario e integrante de la Unión Empresarial Tenerife Sur, coincide con la clase política en que la comarca no es un destino inseguro “ni mucho menos”, aunque “no hay que bajar la guardia”, comentó. “Somos un destino ni más ni menos seguro que otro de similares características”, añadió este empresario. “Si queremos que nos sigan visitando no podemos quedarnos de brazos cruzados y debemos seguir trabajando en la línea de demandar la presencia policial adecuada”, añadió.

Para los empresarios, los pequeños robos, carteristas, o incluso la venta ambulante, siguen siendo un escollo, aunque es una situación difícil de atajar definitivamente, confiesan. El presidente de la Asociación de Empresarios de Playa de Las Américas y Costa Adeje, Víctor Sánchez, coincidió con Esplugas en “no bajar la guardia” y en que no hay inseguridad. “No es así, ni podemos dar una imagen equivocada del destino y desde luego que este no es el principal problema, hay otros mayores”, dijo. El Círculo de Empresarios del Sur (Cest) indica que la seguridad es esencial para mantener la imagen de un destino turístico y más en estos momentos.

[/apunte]