X
VENEZUELA >

Liberan a 25 funcionarios de cincuentena de secuestrados en cárcel venezolana

   

EFE | Caracas

Un total de 25 funcionarios de la cárcel venezolana de Tocuyito, en el estado Carabobo (centro-norte), fueron liberados este domingo por presos amotinados de ese penal, que mantienen retenidos a otros 26 trabajadores.

Según explicó a Efe una fuente del Ministerio para el Servicio Penitenciario, la liberación se produjo después de alcanzarse un acuerdo con los amotinados para el traslado de 30 reos a otras cárceles del país.

“A raíz de las conversaciones que llevó a cabo el ministerio esta madrugada, llegamos a un acuerdo con ellos y de los 51 (retenidos) que estaban ahí, nos entregaron 25 personas, 8 funcionarios administrativos y el resto custodios”, señaló la fuente.

Todavía quedan 26 personas retenidas en Tocuyito que acumulan ya nueve días de secuestro.

Según la fuente, el Gobierno del presidente Hugo Chávez sigue con su posición firme de “no ceder” hasta que los internos no “entreguen las armas” y a los secuestrados.

De acuerdo a esta versión, los reos estarían actualmente “organizándose” para hacer un inventario de las armas en su poder y “entregarlas” a las autoridades.

La fuente aseguró que el Ministerio espera poder solucionar la situación a lo largo del día de mañana, aunque dijo que es difícil precisar una fecha.

El secuestro empezó el pasado día 14 cuando al menos 60 personas, en su mayoría guardas, fueron retenidas por un grupo de presos que exigían ser trasladados a otros centros penitenciarios y que inicialmente se negaban a negociar sin la presencia de la ministra para el Servicio Penitenciario, Iris Varela.

Durante los últimos tres días, los presos fueron liberando a algunos de los secuestrados después de que las autoridades hubieran trasladado 13 reos del Tocuyito a otras cárceles del país.

Chávez creó el Ministerio para el Servicio Penitenciario el pasado 26 de julio, tras superarse la crisis más larga del sistema carcelario nacional en dos penales cercanos a Caracas, donde durante casi un mes un millar de presos resistió con el uso de armas de fuego a un cerco militar.

El Gobierno trata de poner fin a la crisis provocada por el hacinamiento y el retraso procesal en las 34 cárceles del sistema penitenciario, que con capacidad para unos 14.500 presos albergan a 44.520 y son escenario de continuos enfrentamientos entre bandas y todo tipo de delitos.