X
JUAN CARLOS CLEMENTE > CHEF EJECUTIVO DE LOS HOTELES IBEROSTAR 5 ESTRELLAS

“El Mencey será nuestro buque insignia en gastronomía”

   

El chef canario Juan Carlos Clemente. / JAVIER GANIVET

NANA GARCÍA | Santa Cruz de Tenerife

El Iberostar Grand Hotel Mencey quiere situarse a la vanguardia de la oferta hotelera en España y su propuesta gastronómica será un elemento esencial en el reposicionamiento del establecimiento. El responsable de esta aspiración será el Chef Ejecutivo de la cadena hotelera, Juan Carlos Clemente (San Sebastián de La Gomera, 1973), quien apuesta por aportar honestidad y calidad a la cocina.

-¿De qué manera cambiarán el concepto de cocina en esta nueva etapa del hotel Mencey?

“El concepto cambia. Es decir, se crean espacios nuevos. El Restaurante Gourmet Los Menceyes, donde antes siempre había un desayuno bufé, seguirá estando abierto, pero con la posibilidad de que cuando se dé almuerzo o cena en ese mismo lugar, el bufé desaparezca por un servicio a la carta. En ese mismo espacio, cada domingo haremos un brunch, que sí se aprovechará el bufé para sustituir el almuerzo a la carte, con actuaciones en vivo donde el cliente pueda tener una especie de show cooking (cocina en vivo) a su disposición, que es algo muy usual en nuestros hoteles vacacionales”.

-¿Hay más novedades?

“Como no me dejaban hacer el show cooking en un hotel urbano, hemos hecho un aula de cocina. En ella sí interactuamos con los clientes y podemos cocinar delante de ellos. Además es un espacio ideal, que nos permite hacer cursos, jornadas gastronómicas o una de nuestras catas”.

-Hoy en día la gastronomía está en alza y parece que este tipo de iniciativas aporta prestigio al establecimiento…

“Si hablamos de gastronomía, evidentemente también va a cambiar. No soy una persona que haga cocina molecular, pero sí intentamos actualizar la cocina, pensando un poco en las personas a las que nos dirigimos. Creo que hay un mercado potencial que tenemos que captar en el Mencey, que es la gente joven que ante no venía. Hay que provocarlos para que acudan y eso tiene que hacerse con una coctelería innovadora, con una propuesta gastronómica diferente, con unos espacios de ocio que sean distintos y que sean acogedores tanto para una persona que tiene 30 años como para una persona que tiene 60”.

-¿Cree que esta nueva apuesta cambiará la oferta en el área metropolitana?

“Creo que sí, si al final posicionamos al hotel Mencey en el lugar que le corresponde. Sería el mejor lugar tanto para dormir, como para comer, o para hacer cualquier celebración; eso atraerá un perfil de público a la ciudad con el que se enriquecerá todo el mundo. Esa es la filosofía que queremos poner en marcha, que va a costar. Estamos para satisfacer al cliente, pero con una línea muy clara de lo que queremos. Nuestro concepto de cocina lo tenemos claro y la gente se tiene que adaptar”.

-¿Innovadores, hasta cierto punto?

“La tendencia de cocina no es que sea extremadamente innovadora. Nuestra seña de identidad en la cocina es el producto canario, pero esa cocina popular en un hotel como este hay que transformarla y ponerla de gala. Tengo la obligación, como profesional y como canario de defender lo nuestro y la mejor promoción es usarlo para que la gente lo pruebe”.

-¿Podríamos decir que la cocina es una de las joyas del nuevo Grand Hotel Mencey?

“Por supuesto. Esa cultura gastronómica que hemos consolidado en el Gran Hotel Anthelia la intentamos transmitir aquí. Está claro que nuestro esfuerzo y nuestro empeño es para que ahora el Hotel Mencey sea nuestro buque insignia en gastronomía. Y para hacerlo bien hacen falta muchos factores, que la gastronomía esté a un nivel adecuado, que nuestro personal nos acompañe, que el servicio esté a la altura de las circunstancias, o apostar por figuras como un sumiller canario, Hugo Pérez, o un director de alimentos y bebidas como Herminio Rodríguez”.

-¿Cuántos menús y con cuánta periodicidad va a haber a partir de ahora en el hotel Mencey?

“Los menús de Navidad y Fin de Año ya están listos y nuestra idea de oferta gastronómica, si nos centramos en el Restaurante Gourmet Los Menceyes, cambiará dos veces al año, aunque nuestra cocina tampoco es una cocina rígida. Buscamos mucho la estacionalidad en otros menús y el concepto de cocina es muy viva para nosotros”.