caso palma arena >

El sumario del ‘Palma Arena’ sitúa a Urdangarín como intermediario


AGENCIAS
| Palma de Mallorca / Madrid

La memoria del ordenador de José Luis Ballester, director general de Deportes del Gobierno balear entre 2003 y 2007 e imputado en el caso Palma Arena, guardaba correos electrónicos donde se citaba a Iñaki como una persona con estrechos contactos con la Administración autonómica para conseguir reuniones con el fin de cerrar negocios privados con esa comunidad. Iñaki, según explicó la policía al juez que investiga el caso, es Iñaki Urdangarín, duque de Palma, marido de la infanta Cristina y yerno de los Reyes de España, muestra el diario El País.

Uno de los correos electrónicos incluidos en el sumario del caso Palma Arena, en el que también está imputado el expresidente balear Jaume Matas, está fechado el 21 de marzo de 2006. Para entonces, el instituto Nóos, que presidía Urdangarín y que según sus estatutos fundacionales carecía de ánimo de lucro en sus actividades, ya había cerrado al menos uno de los dos contratos que hizo con el Gobierno balear por 1,2 millones para organizar un evento de promoción del turismo de la Isla a través del deporte.

Mientras, la portavoz del Gobierno valenciano, Dolores Johnson, aseguró ayer que la Sindicatura de Cuentas, que fiscalizó los convenios suscritos entre la Generalitat y el Instituto Nóos, resolvió que se habían cumplido los objetivos de esos acuerdos “satisfactoriamente” y dentro de la “legalidad”.

Johnson responde así, en la rueda de prensa posterior al pleno del Consell, al ser preguntada sobre los dos convenios firmados con la institución que presidía el duque de Palma, Iñaki Urdangarín, después de que la Fiscalía Anticorrupción haya solicitado al Consell la documentación de esos acuerdos. La portavoz descarta que el Gobierno valenciano vaya a iniciar una investigación interna para volver a fiscalizar esos contratos, firmados en 2004 y 2005, porque la Sindicatura de Comptes “vio que se cumplieron todos los objetivos y que se habían resuelto de una manera perfectamente legal”. Añadió que el Gobierno valenciano ya ha aportado a la Justicia “toda la información de interés sobre esos convenios”.