X
la incidencia de la crisis en la sanidad >

Miembros de IC se encierran en el HUC para protestar por el recorte

   

Los sindicalistas de IC se metieron en una sala ubicada frente al despacho del gerente del HUC. / DA

JOSÉ LUIS CÁMARA | Santa Cruz de Tenerife

La crisis y sus repercusiones en el diseño de los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma para 2012, siguen generando controvertidos capítulos en el sector sanitario. Así, si el miércoles eran los médicos los que protestaban por algunas de las medidas contempladas en el proyecto de ley, este jueves le tocó el turno a Intersindical Canaria (IC), cuyos representantes sindicales decidieron encerrarse de manera indefinida en el Hospital Universitario de Canarias.

Los 10 sindicalistas, que al cierre de esta edición aún se encontraban en una sala situada enfrente del despacho del gerente del hospital, están dispuestos a permanecer allí hasta que sean recibidos por la consejera de Sanidad, Brígida Mendoza. Ésta, según aseguraron a este periódico fuentes de la Consejería, no tiene previsto reunirse con los encerrados, ya que considera que ha mantenido “numerosas reuniones” con los sindicatos desde que se hiciera cargo del departamento. De hecho, desde la Consejería explicaron que tanto la directora del Servicio Canario de la Salud, Juana María Reyes, como la directora de Recursos Humanos, Carmen Aguirre, se reunieron con los sindicatos el pasado viernes, en una cita de trabajo “fructífera”.

En la orilla opuesta, sin embargo, el delegado sindical de la Federación de Salud de Intersindical, Jaime Bethencourt, negó que la reunión fuese importante, y recordó que la consejera “no ha cumplido con ninguno de los compromisos que prometió cuando llegó al departamento”.

“Sólo nos reunimos con ella en el mes de agosto, y desde entonces no hemos tenido noticias”, subrayó Bethencourt, quien reiteró que Intersindical Canaria está abierta al diálogo, “como lo ha estado siempre”.

“El aumento de la jornada laboral supone dejar sin trabajo a más de 1.500 trabajadores. Se trata del desarrollo de un ERE encubierto”, inciden desde IC, donde además exponen que “resulta indignante oír de boca del propio presidente del Gobierno, una y otra vez, que su prioridad y la de su gobierno es la de potenciar el empleo, cuando la realidad demuestra con hechos justo lo contrario”. “Hoy por hoy, se puede afirmar que desde el gobierno de Canarias se trabaja para incrementar aún más la cifra de 300.000 parados que existen en las Islas”, arguyó Jaime Bethencourt.

Junto al encierro iniciado este jueves por los 10 representantes sindicales, Intersindical está llevando a cabo otras acciones reivindicativas. Así, el día 18 se hará un referéndum en el HUC y en distintos centros de salud, en el que los trabajadores serán consultados sobre la conveniencia o no del cese de los actuales equipos directivos y de la propia consejera de Sanidad. A continuación se realizarán diversas movilizaciones en la calle, entre las que se encuentra una marcha por la defensa de la sanidad pública, que tendrá lugar en ambas capitales canarias el día 23.

Más de 200 personas se concentran en La Candelaria

Cerca de un millar de personas se concentraron este mismo jueves en los dos hospitales tinerfeños para exigir que el Gobierno de Canarias rectifique y varíe algunos de los puntos del proyecto de Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma para 2012. Convocados por el Sindicato de Enfermería (SATSE) e Intersindical Canaria (IC), en el hospital de La Candelaria se dieron cita en torno a 250 profesionales.

Al mismo tiempo, en el hospital Universitario de Canarias se congregaron otras 700 personas, que arremetieron contra el presidente del Ejecutivo autonómico, Paulino Rivero, y la consejera de Sanidad, Brígida Mendoza.