X
vivienda>

El Gobierno canario recupera casi 400 viviendas vacías para adjudicarlas a familias con “dificultades” económicas

   

EUROPA PRESS | LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

El Gobierno de Canarias recupera, desde 2007 y hasta ahora, 398 viviendas vacías para adjudicarlas a las familias con “especiales dificultades” económicas.

Así, las 398 viviendas recuperadas son protegidas y de promoción pública, estando adjudicadas en régimen de alquiler y que habían quedado vacías por diversos motivos, según informó el Gobierno canario en nota de prensa.

“Cuando las viviendas quedan vacías, el Instituto canario de la Vivienda inicia los trámites legales para recuperarlas y las rehabilita para volver a adjudicarlas con la mayor urgencia a familias con especiales dificultades económicas en condiciones dignas. El sistema para realizar las segundas adjudicaciones es una fórmula muy eficaz y rápida que nos permite solventar los problemas urgentes de falta de vivienda de las familias con más problemas”, subrayó la consejera del área del Ejecutivo regional, Inés Rojas.

Desde 2007, se han recuperado 189 viviendas en la provincia de Santa Cruz de Tenerife y 209 en la de Las Palmas que ya han sido entregadas nuevamente en régimen de alquiler a las familias con ingresos inferiores a 1,5 veces el IPREM (11.000 euros).

Aquí, Rojas destacó el “importante esfuerzo” que el Gobierno de Canarias realiza en materia de vivienda para dar una solución a las necesidades de las familias con “menos recursos”.

“Canarias desarrolla una política social única en todo el Estado entregando viviendas en régimen de alquiler a las familias con ingresos inferiores a 11.000 euros por las que tienen que pagar una mensualidad muy baja pero, además, cuando con sus ingresos no llegan, les subvencionamos el pago”, afirmó.

El coste de los alquileres de las viviendas de promoción pública está subvencionado por el Gobierno de Canarias en un porcentaje que se adapta a las particulares condiciones económicas y familiares de cada familia adjudicataria, llegando a cubrir hasta el 99 por ciento de la cuota mensual cuando la situación familiar “es muy precaria”.

Añadió que tal como se establece en la Ley de Vivienda de Canarias, “ninguna familia destinará más del 12 por ciento de sus ingresos al pago del alquiler”.

Finalmente, incidió en que las políticas de vivienda “son una prioridad” para este Gobierno canario, ya que el Plan de Vivienda de “tiene un marcado carácter social, con políticas dirigidas a aquellas familias más frágiles, más vulnerables y con dificultades para acceder a una vivienda digna”.