X
da2 > másquetendencias.com

El Mortero, un rincón por descubrir

   

Alejandro Luis Delgado está al frente de El Mortero. | DA

CRISTINA HERNÁNDEZ | Santa Cruz de Tenerife

Hay restaurantes que te encuentras en medio de cualquier ciudad y casi pasan desapercibidos. No dejan de ser uno más de los que te gustan pero no destacan especialmente y su oferta es hasta predecible. Pero la cosa cambia bastante si te topas con uno de esos restaurantes en medio de un lugar nada habitual y completamente inesperado; puede sorprenderte y hasta conquistarte. Eso me pasó esta semana con El Mortero, un pequeño restaurante situado en el barrio de la Candelaria, en Icod de los Vinos, y al que llegué por casualidad. Cuando visualizas la entrada te imaginas un restaurante más, típico de nuestros municipios. Pero nada que ver.

Desde que crucé la puerta noté que era un lugar diferente: la decoración, los detalles en las mesas, el recibimiento, el personal uniformado y hasta los adornos de Navidad ya me transmitían que detrás de todo aquello había buen gusto, ganas de hacer las cosas diferentes y mucha ilusión. Capitaneado por el chef Alejandro Luis Delgado y su mujer Yolanda, El Mortero se ha convertido en el local de moda de la zona en sus solo cinco meses de vida. Está en un entorno tranquilo y bajo una acogedora casa antigua restaurada.

Han cuidado hasta el último detalle para que disfrutes de sus platos rodeado de una decoración moderna, actual pero con toques rústicos, que le transfieren esa sensación de estar como en el salón de casa. Según cuenta Alejandro, este proyecto surgió “en honor a esas familias humildes que no pueden permitirse ir a un restaurante moderno, con lujosas vajillas y pequeñas cantidades, así como cuentas con muchos ceros”. Ofrece una cocina canaria creativa: ensalada de pulpos con vinagreta de frambuesa o de atún escabechado con pipas de calabaza; solomillo de ternera en salsa de queso ahumado herreño; brochetas de langostino y plátano con yogur y curry o prensado de corvina y batata sobre pintada de mojos. De lo que tuve ocasión de probar me gustó la combinación de langostino y plátano, y de los postres destacaría el brownie con chocolate caliente, pero le buscaría un helado de vainilla menos dulce y pondría menos cantidad. Y aunque hay algunas cosas que mejoraría, como las decoraciones excesivas de aliños o siropes en los platos (cualquier plato con buenos productos como los que utilizan no necesita nada de eso), por lo demás, cuidan mucho los detalles y eso me gusta. Los baños impecables, el pan caliente y un buen café.

Desayunos y más

Lejos de querer ser un restaurante más, El Mortero ofrece un desayuno buffet los domingos, organiza bodas y hasta realiza jornadas temáticas como una noche del miedo donde transforman el restaurante en una auténtica casa canaria embrujada para el que elaboran un menú para esa ocasión.

Ahora están pensando en organizar una noche de cocina erótica y otra mexicana. Si es que no tienen tiempo de aburrirse. Desde que abrieron sus puertas su filosofía es innovar y ofrecer al cliente experiencias que no puede encontrar por esa zona y a unos precios más que asequibles. Un lugar en el norte de Tenerife que sin duda merece una visita.

www.restauranteelmortero.com