X
apertura de las cortes>

El Rey pide unidad ante la crisis y recuperar la confianza de los ciudadanos

   

El Rey Juan Carlos, durante su discurso en la inauguración en las Cortes de la X legislatura. | EFE

EFE | MADRID

El rey ha hecho hoy un llamamiento a los parlamentarios para que se vuelquen contra la crisis económica y contribuyan a reforzar la confianza en las instituciones, cuyo prestigio, ha subrayado, pasa también por cumplir los plazos que regulan su composición y funcionamiento.

Don Juan Carlos se ha dirigido así, en la apertura solemne de las Cortes, a los diputados y senadores recién elegidos, a los que ha pedido unidad en la “obligación de contribuir con decisión y eficacia” a la superación de la crisis económica y sus negativos efectos para los ciudadanos, que demandan una actuación “responsable, solidaria y efectiva”.

Pero les ha recordado además que deben contribuir a “reforzar la confianza” en las instituciones, cuyo prestigio, ha dicho, está en su correcto desempeño, “pero también en la observancia precisa de las normas y los plazos que regulan su composición y funcionamiento”.

Precisamente, uno de los objetivos de la legislatura que ahora empieza es la renovación de algunas instituciones, como el Tribunal Constitucional, el de Cuentas o el Defensor del Pueblo.

“Cumpliendo cada uno sus obligaciones constitucionales, reforzaremos cada día más el Estado de Derecho que garantiza con seguridad, justicia y equidad los derechos individuales de las personas, la fortaleza institucional y, en definitiva, nuestra convivencia colectiva”, ha continuado el monarca.

Don Juan Carlos, que en su discurso ha vuelto a homenajear a las víctimas del terrorismo, ha hecho referencia a los lazos culturales e históricos que unen a los españoles y ha insistido en la necesidad de que las Cámaras sean un ejemplo de “la voluntad de compartir desde el derecho a discrepar”.

Y por ello, ha recordado a los parlamentarios que se deben al conjunto de la sociedad española, “desde la diversidad de sus diferentes procedencias territoriales y la pluralidad de sus ideologías, claramente manifestadas” en la composición de las Cortes de la décima legislatura.

Así, ha instado a los grupos políticos a que, desde sus “legítimas y particulares” concepciones del marco de convivencia, contribuyan a impulsar el espíritu de “grandeza, unidad y solidaridad” y trabajen en favor de “todos los hombres y mujeres de nuestro país”.

El monarca les ha dicho también que los ciudadanos esperan mucho de ellos y que insistentemente les han pedido “un mayor entendimiento” entre sus partidos.

Se ha mostrado convencido de que las Cortes sabrán acordar medidas eficaces para afrontar los desafíos que aguardan y ha instado a los parlamentarios a que sepan proyectar en los ciudadanos la confianza que deben tener en sus capacidades para resolver los problemas.

El rey ha reiterado el compromiso de la Corona con España, con “la defensa de su democracia, su Estado de Derecho, su unidad y su diversidad” y ha deseado a diputados y senadores acierto en sus “altas responsabilidades”.

Les ha felicitado por haber sido elegidos en las elecciones del 20N, pero también ha tenido palabras de agradecimiento al trabajo de los parlamentarios de la anterior legislatura porque se han esforzado por “dar lo mejor de sí mismos a favor del bien común y del interés general de toda España”.

Don Juan Carlos ha rendido un homenaje “de justicia y reparación” a las víctimas del terrorismo, en las que ha reconocido “su dignidad y su valentía”.

Y como también hiciera en su reciente discurso de Navidad, se ha referido a la crisis económica y a la consiguiente destrucción de empleo y ha emplazado a sus señorías a unirse en su obligación de luchar contra esa situación y sus efectos negativos.