X
LA PALMA >

La Isla puede perder 24 millones del Plan de Desarrollo Sostenible

   

EUGENIA PAIZ | SANTA CRUZ DE LA PALMA

La preocupación de los alcaldes palmeros crece, independientemente del partido político al que pertenecen, a la espera de comprobar si el Gobierno de Canarias admite las enmiendas presentadas por la Federación Canarias de Municipios (FECAM) para lograr introducir los 8 millones de euros necesarios en el Presupuesto y financiar la parte proporcional que deben asumir las arcas regionales en el Plan de Desarrollo Sostenible para Canarias.

Varios alcaldes palmeros, encabezados por el comisionado insular de la FECAM en La Palma y regidor local del Ayuntamiento de Puntagorda, Vicente Rodríguez, advierten de “la gravedad” de la “todavía hipotética pero previsible pérdida de los fondos que la isla recibe en el marco de este plan, para el que el Gobierno central destina a La Palma cerca de 24 millones de euros”.

El municipio más afectado en base a sus parámetros de ruralidad, que afectan al 100% de su superficie, sería Garafía, la misma localidad cuyo ayuntamiento presentó este año hasta 12 proyectos en el marco del Programa de Desarrollo Sostenible y para el que peligra la recepción de nada menos que unos 900.000 euros.

Otros municipios, como Breña Baja y Breña Alta, con menor índice de ruralidad en base al desarrollo de su territorio, perderían cantidades muy inferiores, en torno a unos 40.000 euros, pero “vitales” para el desarrollo de proyectos que, más allá de la generación de empleo, posibilitan la mejora del entorno y la ejecución de obras que no tienen otros mecanismos de financiación.

Vicente Rodríguez expresó en declaraciones a este rotativo que “las demandas de los alcaldes palmeros, plasmadas en las enmiendas que hemos hecho llegar a todos los grupos parlamentarios en Canarias, no son una exigencia ni mucho menos una pretensión, sino un tema de supervivencia”.

Recordó que “este plan tiene la finalidad de combatir los desequilibrios territoriales”. Tan grave es la situación, subrayó, que “si el Gobierno de Canarias no cambia de opinión a este respecto, La Palma perderá unos 24 millones de euros de los 80 millones de euros que hay que repartir en toda Canarias en base a parámetros como la población y la zona agraria útil, entre otros aspectos”.

Rodríguez, en contacto con el grupo de Gobierno en el Cabildo por este asunto, expresó que “la institución insular está sumamente preocupada por este tema”, al tiempo que advirtió de que “si la situación no se reconduce y esto no cambia, vamos a tener graves problemas , no sólo los ayuntamientos, sino la sociedad palmera en general porque son muchos los ayuntamientos de la Isla y de Canarias que están teniendo graves problemas de liquidez”. Aclaró que “esos problemas no vienen derivados de que hayamos gestionado mal, sino por la sobrecarga de servicios, muy por encima de los recursos económicos que tenemos”.