X
economía >

Los sindicatos CCOO y UGT en Andalucía rechazan los ‘minijobs’, que “no acabarán con la crisis ni la tasa de paro”

   

EUROPA PRESS | Sevilla

Los sindicatos CCOO-A y UGT-A han rechazado la propuesta efectuada por el presidente de la CEOE, Juan Rosell, sobre los ‘minijobs’ -trabajos de pocas horas con una remuneración próxima a los 400 euros-, que a juicio de ambas centrales sindicales, “no acabarán con la crisis ni con la alta tasa de desempleo en Andalucía”.

En declaraciones a Europa Press, el secretario general de CCOO-A, Francisco Carbonero, considera que “lo que necesitan los trabajadores de este país es empleo de calidad y no necesitan limosnas”, tras lo que ha dejado claro que “el empleo que hay es el que genera la actividad económica” y considera que “no hay más actividad económica por fraccionar más el tiempo que necesita la gente para trabajar”.

Lamenta que “la ocurrencia de ese señor –en alusión a Rosell– no entra ene el fondo de lo que de verdad interesa”, y ha apuntado que los ‘minijobs’ supone “copiar un modelo de otro país que tiene relaciones laborales absolutamente distintas y un sistema diferente”.

Por tanto, Carbonero considera que esta propuesta “no resuelve el problema de desempleo ni los problemas derivados de la crisis; no apunta qué hace falta para reactivar la economía”.

Carbonero además considera que Andalucía “se vería también dañada igual que el resto del país” y ha apuntado que este tipo de medidas “a quien más afectaría sería a colectivos de jóvenes y mujeres” y ah agregado que además “provocaría un efecto de sustitución de un empleo de calidad por empleo basura”.

Por otro lado, en referencia a la propuesta de Rosell de la posibilidad de despedir a los empleados públicos siguiendo criterios de la empresa privada, Carbonero ha criticado que la patronal “está todos los días averiguando cómo deteriorar lo público y como achacar la crisis a los empleados públicos, presentándolos como culpables, con la idea de sacar ventaja del deterioro de lo público y ocupar ese espacio de negocio, privatizando servicios”.

Carbonero ha lamentado que “en las mesas de negociación con los sindicatos, Rosell no plantea nada de esto” y ha criticado por otro lado que las reformas propulsadas por la UE “están provocando una pérdida de derechos, lo que está causando una bajada del consumo y nos coloca al borde de la recesión”.

Posición de UGT Andalucía

Por su parte, la portavoz de UGT-A, Pilar Marín, ha lamentado que los representantes de loe empresarios “son los portavoces de las demandas que se llevan a cabo por parte del Banco Central Europeo (BCE), que es el portavoz del poder fáctico económico del mercado”.

En declaraciones a Europa Press, Marín considera que la CEOE “se hace eco de propuestas que para nosotros son totalmente irresponsables y que no solucionan ni el grave problema de la crisis ni el grave problema del desempleo”.

“La CEOE quiere asemejar una figura jurídica alemana que para nada atiende a las circunstancias de España pero pretenden ahogar al trabajador en la precariedad laboral”, se ha lamentado Marín, quien considera que esta medida “para nada ayuda a nuestros jóvenes, que se convertirán en una generación de jóvenes abocados a medidas contempladas en países como Alemania, que no tiene nada que ver con la tipología de contrato que se plantea en España”.

Asimismo, considera que esta propuesta “tampoco ayuda a mas de 400.000 familias en Andalucía que no tienen ningún tipo de ingresos” y advierte de que los empresarios “pueden acudir a una especie de chantaje ofreciendo a los trabajadores un ‘lo tomas o lo dejas’”.

“Con esta propuesta se observa la catadura moral de ciertos representantes de la patronal cuando presentan una propuesta que saben que es injusta y encima se atreven a decir que es mejor eso que nada”, ha criticado la portavoz de UGT-A, para la que éstas “no son sino medidas que no ayudan a reactivar la economía ni a reactivar el consumo sino que nos llevarían entrar claramente en una etapa de recesión; son medidas que ahondan en la precariedad y degeneración del mercado laboral”.

Marín ha preguntado a los empresarios “para cuando adaptarán medidas que sí ayuden a salir de la crisis, que lleven a cabo una reforma fiscal y financiera que ataje la economía sumergida y la evasión fiscal, que apliquen medidas para la reactivación del crédito y den solidez a un tejido productivo e industrial”.

Sobre la medida sobre los empleados públicos, la portavoz de UGT-A considera que los empresarios “tienen más interés en privatizar que otra cosa”, tras lo que ha expresado su defensa de la negociación, de la eficiencia y la transparencia y ha pedido que “no se ponga en entredicho la profesionalidad más que ganada de los empleados públicos”.