X

Piden 15 años de inhabilitación para el exalcalde del PP de Ares (A Coruña) por manipular el censo electoral

   

EFE | A Coruña

El exalcalde de Ares (A Coruña) Manuel Cendán, del PP, se ha sentado hoy en el banquillo de los acusados del juzgado de lo penal número 2 de Ferrol por un presunto delito electoral como responsable de haber manipulado el censo municipal en 73 personas tres meses antes de los comicios del 2003, que ganó su formación por un estrecho margen de votos.

Los dos acusados en este caso son el exregidor y Montserrat Rodríguez, funcionaria municipal y exsecretaria personal de Cendán, que es el líder del PP de la localidad, portavoz del grupo municipal y concurrió como candidato popular a las últimas elecciones municipales de 2011.

El escrito de la acusación señala que el exregidor y la funcionaria “decidieron, con el propósito de alterar el resultado electoral, incrementar el número de personas relacionadas en el censo de la localidad de Ares”.

“Al menos 73 personas fueron incluidas en dicho padrón y también en el censo utilizado para las elecciones”, concluye.

El juicio comenzó a las 10:00 horas en los tribunales ferrolanos y estaban citados cerca de 40 testigos, entre los que figuraban el actual regidor, Julio Iglesias, del PSOE, y el exportavoz del BNG aresano, Manuel Rodríguez Doval, además del líder de UPares, Vicente García.

Los tres grupos, que se han personado en la causa como acusación particular, denuncian que en los meses previos a los comicios locales del 2003 se inscribieron de forma irregular en Ares cerca de 200 personas y han solicitado una condena de 15 años de inhabilitación del regidor para cargos públicos.

La fiscalía considera que el regidor manipuló el censo empadronando a decenas de vecinos ya censados en otras localidades gallegas en bajos, garajes y viviendas ruinosas o inexistentes del municipio coruñés con el ánimo de que esos votos supuestamente afines le permitiesen alcanzar la mayoría absoluta en los comicios del 2003.

Pide para los dos acusados penas de arresto mayor, multa e inhabilitación para el sufragio pasivo.

En 2003, el BNG denunció los hechos ante el Instituto Nacional de Estadística que revisó el caso y dio de baja a los vecinos censados de forma irregular antes de los comicios.

La ausencia de varios testigos que se presumen clave aplazó la conclusión del juicio hasta el próximo 21 de diciembre.

Cendán ya había tenido que comparecer en el juzgado en enero del 2008 acusado de un delito de prevaricación por oficiar una boda falsa en 2002.

Casó a una pareja sin el expediente civil y el matrimonio fue anulado pocos días después.

El exalcalde argumentó que desconocía los trámites del proceso y el juez lo absolvió.