Diez años de cárcel por intentar asesinar a la novia que quiso dejarlo

TINERFE FUMERO | Santa Cruz de Tenerife

La Sección Quinta de la Audiencia provincial de Santa Cruz de Tenerife condenó a un varón identificado como Carlos Q. M. con la pena de diez años de prisión como autor de un delito de asesinato en grado de tentativa en la persona de la entonces su pareja sentimental.

Según la sentencia en cuestión, que fue hecha pública días pasados, el tribunal da por probado que el ahora condenado apuñaló repetidamente a la mujer cuando ésta le comunicó que pretendía poner fin a la relación sentimental que mantenían.

Fue a finales de marzo de 2010 (apenas dos semanas después de que un hombre de 74 años matara a su pareja, de 34, en una vivienda de El Médano, también a puñaladas) cuando el ahora condenado acuchilló a la mujer en la cara, para a continuación hacerlo en brazos, abdomen y piernas mientras repetía la frase “te estás riendo de mí”.

Como quiera que la acusación tuvo lugar en la cocina de la vivienda de la mujer (él vivía en el Sur y su convivencia era temporal), fue la aparición del hijo de la víctima, de apenas 8 años, lo que motivó que el agresor dejara de apuñalarla.

A consecuencia de estos hechos, la mujer fue hospitalizada varios días y tardó en curar hasta 309 jornadas. Una de las cuchilladas pasó cerca de la arteria carótida y vena yugular.

Como quiera que el agresor confesó los hechos tal y como han sido descritos, el tribunal optó por condenarle a los referidos diez años de cárcel por tentativa de asesinato, así como la prohibición de acercarse a la víctima a menos de quinientos metros durante diez años más de lo que dure la pena de privación de libertad impuesta.