turismo >

El sector de cruceros dejó en la Isla 16 millones en 2011

M. FRESNO | Santa Cruz de Tenerife

El turismo de cruceros dejó en Tenerife durante 2011 un total de 16 millones de euros. Según datos de la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife, los cruceristas se gastan una media de 80 euros al pisar tierra, una cifra que desde la Federación de Comerciantes (Fedeco) consideran “excesiva”. El presidente, Luis de Miguel, estimó que, del total del pasaje del barco, no bajan a tierra a pasear por la ciudad sino el 25% ó 30% de los turistas, “el resto, o se va de excursión o se queda en el barco”.

El año pasado vinieron a la Isla unos 800.000 cruceristas, suponiendo que, tal y como dice Fedeco, solo bajaran a tierra el 25% (200.000) de turistas y que éstos gastaran una media de 80 euros, el total de ingresos para las arcas locales fue de 16 millones de euros.

Sin embargo, De Miguel no tiene tanta confianza en este sector ya que asegura que “no es como antes. Un crucero ya no es tan caro y los turistas salen muy poco del barco”, explicó. “Muchos se van de excursión y otros se quedan en el barco. Los menos bajan a tierra, pero a lo máximo se compran un souvenir y se toman una cerveza con unas aceitunas en la plaza de Candelaria”.

En opinión del presidente de la patronal del comercio son “muy pocos” lo que entran en “una tienda, ya que en el barco tienen los mismos productos y libres de impuestos”.

No obstante, reconoció que no es un turismo “para desperdiciar” y al que “hay que aprovechar”, pero insistió en que “no es tan rentable como para tener abiertas las tiendas de la zona centro”.

En este sentido, De Miguel adelantó que desde la federación han “retomado” las relaciones con el Ayuntamiento de Santa Cruz y “estamos trabajando para iniciar acciones de dinamización de esta zona, pero queremos ir más allá y ampliarla a otras calles aledañas a la calle Castillo”.

Por su parte, la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife adelantó que está elaborando un estudio a pie de barco para conocer las preferencias de los cruceristas cuando llegan a la Isla y terminan su visita.