CD TENERIFE >

Quiere un Tenerife camaleónico

Andrés García Tebar y Pedro Cordero, en la presentación del nuevo técnico del CD Tenerife. | JAVIER GANIVET

MARTÍN TRAVIESO | Santa Cruz de Tenerife

Con un discurso elocuente, alejado de los tópicos futbolísticos y cercano al público, Andrés García Tébar se presentó en sociedad en la mañana de ayer. Acompañado por Pedro Cordero, el hombre que ha depositado toda su confianza en él, el nuevo entrenador del CD Tenerife presumió tener desde ayer a la mejor plantilla de la categoría a sus órdenes. Espera sacarle el máximo rendimiento y enseñarla a que se adapte a todos los escenarios que se dibujan durante los partidos.

De entrada, García Tébar quiere a un Tenerife que juegue bien, pero también que se acomode al partido que le toque disputar. “A diferencia de Primera y Segunda, la Segunda B es una categoría distinta, donde los estilos de juego son importantes, pero en esta categoría tienes que ser más camaleónico para adaptarte a diferentes situaciones”, dijo el nuevo técnico, que pretende que su equipo “juegue bien al fútbol. Con pases y combinaciones, pero está claro que eso en Segunda B solo no vale”, por lo que aclaró que también “hay que saber interpretar el contragolpe y el fútbol directo”.

Por todo eso, el preparador manchego entiende que los actores más importantes en el fútbol son los jugadores, que son los encargados de plasmar en el campo las ideas que apunta el entrenador. “Lo más importante es plasmar aquellas cosas que han sido trabajadas y no han sido asimiladas por los futbolistas. El que tiene idea de fútbol es el futbolista y los protagonistas son ellos. Estoy convencido de que el Tenerife, a nivel individual, tiene la mejor plantilla de Segunda División B”, añadió.

Respecto a las cuestiones a mejorar dentro del plantel, García Tébar cree que lo más inmediato, e importante, es “hacer más equipo, más colectivo, es lo que vamos a intentar. A nivel futbolístico no se le puede pedir más para Segunda B. Llevo muchos años en estas categorías y estoy tremendamente contento con esta plantilla”, insistió.

Admitió que conoce perfectamente el altísimo nivel de exigencia que tiene el Tenerife esta temporada, pero lo considera una bendición. Eso sí, argumentó que si todo el mundo rema hacia el mismo lado, será más sencillo llegar a buen puerto. “Puedo entender el desánimo que hay al estar en dos años en Segunda División B, pero esta es la realidad y ahora todos somos realmente importantes. Creo que con la ayuda de todos será mucho más fácil”, dijo el técnico, que considera que lo primero es regresar al play off y luego pelear por el ascenso.