caso urdangarin>

El Duque de Palma lo niega todo

El duque de Palma, Iñaki Urdangarin, abandona los juzgados tras un receso. | EFE

EFE | PALMA

El juez José Castro interroga ya durante doce horas a Iñaki Urdangarin, quien ha negado todas las acusaciones que pesan sobre él sobre las supuestas irregularidades detectadas en la gestión del Instituto Nóos y empresas vinculadas, de las que desconocía que formaran una trama para desviar fondos a paraísos fiscales.

Por segundo día consecutivo, el juez lleva personalmente la declaración de Urdangarin preguntando por todas las cuestiones que ha destapado la instrucción, en una jornada que el duque de Palma afronta “con coraje, con tesón y ganas de seguir explicando su versión de los hechos”, según su abogado, Mario Pascual Vives.

En su segundo día de comparecencia judicial, Urdangarin ha llegado a las 09.23 horas a los Juzgados de Palma, a los que entró a pie por la puerta trasera de la sede judicial acompañado de su abogado y se limitó a saludar a los periodistas con un “buenos días” antes de acceder al edificio.

Con semblante serio, aunque algo más relajado que en la jornada de ayer, Urdangarin se ha personado en los Juzgados vestido con chaqueta azul, pantalón gris, camisa blanca y corbata verde. Ha empleado el mismo vehículo para desplazarse desde el palacio de Marivent.

La presencia de Urdangarin en los Juzgados de Palma por segundo día no ha generado ninguna expectación entre ciudadanos o manifestantes, ya que las calles reservadas por la Policía para las protestas de ayer permanecen hoy vacías y solo algunas personas se acercan a las unidades móviles de televisión para curiosear y, si pueden, salir en la tele durante las conexiones en directo.

El duque de Palma, Iñaki Urdangarin, ha manifestado ante el juez José Castro, y volverá a insistir hoy, en que la infanta doña Cristina “no tiene nada que ver” en las supuestas irregularidades detectadas en la gestión de fondos públicos recabados por el Instituto Nóos.

Así lo ha explicado a los medios de comunicación el abogado y portavoz de Urdangarin, Mario Pascual Vives, quien a la pregunta sobre si teme que Diego Torres pacte con la Fiscalía, el letrado ha dicho que las estrategias de defensa de cada parte “son inescrutables”.

A lo largo de su declaración de esta mañana, el duque ha asegurado al juez desconocer que existiera una trama de empresas urdida supuestamente por él y por su exsocio Diego Torres para desviar dinero público obtenido por el Instituto Nóos, tal y como sospecha la Fiscalía Anticorrupción.

Urdangarin ha señalado en todo momento desconocer la gestión administrativa y la facturación de estas empresas, en un interrogatorio en el que habla principalmente el juez y el duque responde escuetamente con su desconocimiento de los hechos investigados, según varias fuentes conocedoras de la declaración.

El duque ha vuelto a alegar varias veces que él no llevaba la gestión de las empresas, sino que de eso se encargaba Diego Torres y los hermanos Miguel y Marco Antonio Tejeiro, cuñados de su exsocio y que ejercieron de contable de las sociedades y de contable de Nóos, respectivamente.

Sobre la factura por 400.000 euros que debía el Govern balear a Nóos por la celebración de un foro deportivo cuando Urdangarin ya había dejado la presidencia de este organismo sin ánimo de lucro, en el año 2006, ha reconocido que él llamó en dos o tres ocasiones al ex director general de Deportes de Baleares José Luis “Pepote” Ballester con el fin de mediar para que se pagara esta cantidad a Diego Torres, quien lo sustituyó en la presidencia de Nóos.

El esposo de la infanta Cristina declaró ayer durante ocho horas y media ante el instructor del caso Palma Arena, José Castro, a quien insistió en que él no participaba en la gestión administrativa y contable del Instituto Nóos ni de las empresas vinculadas que son objeto de investigación por presunto desvío de fondos públicos.

A las 13.20 horas de hoy domingo se han cumplido doce horas de Urdangarin respondiendo a las preguntas del juez.

Se desconoce por el momento cuándo podrá acabar la declaración del duque de Palma y no hay ninguna previsión sobre si continuará mañana o podrá suspenderse hasta otro fin de semana.