sucesos >

Cuatro heridos, dos graves, en tres accidentes de tráfico en Tenerife

DIARIO DE AVISOS | Santa Cruz de Tenerife

Una niña de 9 años de edad resultó herida de carácter grave tras haber sido atropellada ayer en el municipio de La Laguna, en Tenerife, según datos del Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (Cecoes) 1-1-2.

El suceso se produjo en la carretera de Tejina poco antes de las 12.30 horas, y hasta el lugar se desplazaron agentes de la Policía Local, una ambulancia medicalizada y otra de soporte vital avanzado del Servicio de Urgencias Canario (SUC), cuyo personal médico asistió y estabilizó a la menor, que fue trasladada al Hospital Universitario de Canarias al sufrir una fractura de tibia y peroné de carácter grave.

La madre de la niña, de 36 años, también tuvo que ser atendida en el Centro de Salud de Tejina al presentar una crisis de ansiedad.

El balance de la siniestralidad en las carreteras tinerfeñas también arroja otro pésimo hito por la colisión de tres vehículos acaecida en la carretera de El Monasterio (Los Realejos), a consecuencias del cual dos varones resultaron heridos, uno de ellos -de 36 años de edad- grave al sufrir un traumatismo craneoencefálico.

El accidente tuvo lugar poco antes de las 17.50 horas, y los bomberos del Consorcio tuvieron que excarcelar al principal afectado, mientras que el otro lastimado, de 36 años, sufrió un traumatismo torácico leve.

Por último, una joven de 25 años resultó herida al volcar su vehículo en el kilómetro 5 de la carretera TF-373, a la altura de La Vega (Icod de los Vinos), poco después de las 8.40 horas. Hasta el lugar se desplazaron agentes de la Guardia Civil, Policía Local, una ambulancia sanitarizada y otra de soporte vital básico del Servicio de Urgencias Canario (SUC) y efectivos del Consorcio de Bomberos, que se encargaron de asegurar el vehículo y rescatar a la conductora tras quedar atrapada.

A pesar de lo aparatoso del accidente, la joven sólo presentó de policontusiones de carácter leve, por lo que tras ser asistida y estabilizada por el personal del SUC, fue trasladada a Bellevue.