subida de impuestos >

El Gobierno y las corporaciones fracasan en el logro de un acuerdo

Los presidentes de las Islas, a la izquierda, frente a los alcaldes, en el salón del Cabildo tinerfeño. / ACFI PRESS

YAZMINA ROZAS | Santa Cruz de Tenerife

El Gobierno canario y las corporaciones locales fracasaron ayer en su intento de alcanzar un acuerdo sobre el reparto de los ingresos extras que se recauden por el alza del Impuesto General Indirecto Canario (IGIC). No obstante se produjo una cierta flexibilización de las posturas de las partes. Los cabildos y los ayuntamientos están dispuestos a renunciar, de forma temporal, a una parte de sus ingresos. Sin embargo, no existe un criterio homogéneo para aplicar la rebaja salarial del 5% de los empleados públicos de estas instituciones. Una recomendación que ha hecho el Gobierno para que esta medida afecte a todos los trabajadores públicos de la Comunidad Autónoma. En los próximos días se reunirán de nuevo las tres partes para alcanzar un acuerdo lo antes posible.

Los representantes de la Federación Canaria de Islas (Fecai) y la Federación Canaria de Municipios (Fecam) se reunieron ayer por la mañana para estudiar alternativas y fijar una postura respecto al reparto de los tributos extras que se recauden con el alza del IGIC.

Un encuentro al que le siguió una reunión de unas dos horas con el consejero regional de Economía, Hacienda y Seguridad, Javier González Ortiz, y el de Presidencia, Justicia e Igualdad, Francisco Hernández Spínola. La primera reunión de trabajo entre las tres administraciones para tratar de acercar posturas después de que el Ejecutivo canario les informase el pasado viernes de las medidas que aprobaría el Consejo Gobierno al día siguiente y de debatir sobre aquellas que afectan a las corporaciones locales.

El punto más conflictivo es el reparto del los ingresos extras que se obtendrán con el alza del IGIC. El gabinete de Paulino Rivero le planteó a las corporaciones que renunciaran a su parte para destinar el total de los fondos a educación, sanidad y políticas sociales, a lo que se negaron cabildos y ayuntamientos. En la reunión de ayer no se logró alcanzar un acuerdo sobre este asunto pero sí acercar posturas. El presidente de la Fecai, Mario Cabrera, anunció tras el encuentro que los cabildos y ayuntamientos estarían dispuestos a “compartir recursos propios” con el Gobierno de Canarias para atender a las necesidades en educación y sanidad.

Es decir, a ceder de manera puntual parte de los ingresos extras que les corresponderían por el alza del IGIC para “hacer un frente común para garantizar las necesidades sociales más importantes”, aunque sin que esto suponga una modificación de los actuales porcentajes de reparto de los tributos del REF establecidos por ley, puntualizó.

Cabrera apuntó también que, sin embargo, antes de adoptar ninguna decisión final las corporaciones han solicitado al Ejecutivo regional más información sobre las previsiones de ingresos. “Garantías de que los datos que nos está dando son reales para no vernos el próximo trimestre haciendo devoluciones. Queremos un informe de tributos diciendo efectivamente que las medidas que el Gobierno va a aplicar van a suponer ese tipo de ingresos”, añadió.

Deficiencias

Cabrera explicó que desde las corporaciones ven que “hay una serie de deficiencias que el Gobierno podría corregir y que facilitaría los ingresos” a todas las administraciones, y apuntó en este sentido que se puede avanzar mucho aún en la recaudación y el fraude fiscal.

El presidente de la Fecam, Manuel Ramón Plasencia, mostró su convencimiento de que será posible alcanzar un acuerdo que sea “satisfactorio” para las tres administraciones, sin perjudicar a ninguna, porque entonces sería “trasladar el problema de un sitio a otro”. Destacó la disposición del Ejecutivo a negociar y llegar a un consenso.

Respecto al llamamiento que ha hecho el Gobierno a los ayuntamientos y cabildos para que se sumen a la rebaja salarial del 5% de sus empleados, no existe una posición homogénea y cada corporación actuará en función de su criterio. Cabrera criticó que el recorte planteado por el Ejecutivo sea lineal.

[apunte]

El Ejecutivo ve opciones de pacto

El consejero de Economía, Hacienda y Seguridad del Gobierno de Canarias, Javier González, afirmó ayer que la reunión con los representantes de la Fecai y la Fecam fue “muy bien”. Argumentó que hubo “muy buena voluntad y máxima disposición” de todas las partes para alcanzar una solución en la que “todos salgamos reforzados” de las actuales dificultades. Indicó que los cabildos y ayuntamientos solicitaron al Ejecutivo que aclarase algunos datos para poder tomar una decisión definitiva. Añadió que se han puesto sobre la mesa muchas propuestas pero que aún “no se ha cerrado nada”. Apuntó que las tres administraciones coincidieron en intensificar la lucha contra el fraude fiscal para mejorar la recaudación.

González señaló que no hay ultimátum temporal pero que “tenemos que correr mucho” para cerrar un acuerdo “lo antes posible”. El consejero ha insistido en diversas ocasiones en la necesidad de que las iniciativas para hacer frente a los recortes estatales estén en marcha cuanto antes para lograr el mayor grado de eficacia.

[/apunte]