sucesos >

Inductor acusa a su cuñado de urdir el crimen de Santaló para extorsionarlo

EFE | Barcelona

Manuel Moreno, presunto inductor del asesinato del director del Centro Internacional de Convenciones de Barcelona (CCIB) Fèlix Martínez Touriño, ha acusado hoy a su cuñado Sahid Z., también imputado, de urdir el crimen del empresario con el propósito de extorsionarlo después.

Ante el jurado popular que en la Audiencia de Barcelona juzga el crimen de Touriño, ocurrido el 9 de febrero de 2009 en la calle Santaló de Barcelona, ha declarado hoy el supuesto autor intelectual del crimen, después de que en la sesión de ayer del juicio lo incriminara directamente el supuesto sicario, Jorge Andrés M.

Junto al sicario confeso del crimen y el supuesto artífice, que presuntamente encargó matar a Touriño porque iba a despedirlo, se sientan en el banquillo Sahid Z., cuñado de Manuel Moreno, acusado de participar en la planificación del asesinato, y su hermana Pilar Moreno, imputada como cómplice o encubridora.

Moreno, exdirector del área audiovisual del CCIB, ha negado cualquier vinculación con el crimen, pese a admitir que la noche antes de la muerte de Touriño fue a ver a su jefe, junto a los otros tres acusados, con el fin de intimidarlo y convencerlo de que le diera más tiempo para acabar un proyecto que aún no estaba acabado y que el fallecido le apremiaba a terminar.

El presunto cerebro del crimen ha apuntado que fue su cuñado quien finalmente preparó el asesinato de Touriño para después extorsionarle a él, bajo la amenaza de incriminarlo en el asesinato, y sacarle así dinero.

Según Manuel Moreno, su cuñado y su hermana le exigieron a través de sus padres el pago de 50.000 euros cuando ya se encontraban en Colombia, donde huyeron los días posteriores al crimen.

“He hecho el error más grande de mi vida confiando en él”, ha añadido Manuel Moreno, tras negar que Touriño le hubiera comunicado sus intenciones de despedirlo de la empresa e insistir en que siempre mantuvo una “buena relación” con su jefe.