nacional >

IU se plantea la abstención “pura y dura” en la investidura andaluza

El alcalde de Marinaleda (Sevilla), Juan Manuel Sánchez Gordillo. / EFE

EFE | Sevilla

Treinta y dos asambleas locales de IU en Andalucía asistieron a una reunión en Paradas (Sevilla) donde han descartado por unanimidad un pacto de gobierno o de legislatura con el PSOE y han admitido un posible apoyo a la investidura de José Antonio Griñán (PSOE) con cinco condiciones. Juan Manuel Sánchez Gordillo, alcalde de Marinaleda (Sevilla) y parlamentario electo de IU, ha informado a Efe de que las condiciones serían la salida del Gobierno de todos los cargos de la Junta relacionados con los ERE irregulares, cuatro meses de empleo público para todos los parados, una renta básica para todas las familias, la prohibición de desahucios y un banco público para invertir en economía productiva.

Sánchez Gordillo destacó que todas las alternativas siguen abiertas porque hay muchos militantes que defienden que, incluso aceptando sus condiciones, IU debe adoptar una posición de “abstención pura y dura” en la investidura.

A la reunión asistieron unos 300 representantes de 32 asambleas de las ocho provincias andaluzas, que han acordado repetir el encuentro el próximo día 15 en Osuna (Sevilla) para perfilar su posición. Según Sánchez Gordillo, los asistentes han acordado “por unanimidad” que no aceptan “de ninguna de las maneras ni pactos de gobierno ni pactos de legislatura” con el PSOE. Para ser presidente de la Junta, Griñán necesita que a los 47 diputados del PSOE se sumen al menos 8 de los 12 que tiene Izquierda Unida para llegar a los 55 que fijan la mayoría absoluta.

La asamblea también acordó que el referéndum sobre un posible acuerdo con el PSOE se celebre antes y no después de la investidura de Griñán y que participen en él no solo los militantes sino también los simpatizantes de la coalición.
La asamblea se celebró en Paradas, donde es más fuerte el Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) y la CUT-BAI, liderada por Sánchez Gordillo, que forma parte de IU.

En la reunión, todas las intervenciones fueron muy críticas hacia el PSOE y la posibilidad de apoyo por parte de la coalición.
Cuatro meses de empleo público para todos los parados, una renta básica equivalente al Salario Mínimo Interprofesional que garantice un sueldo mínimo a todo ciudadano andaluz, el compromiso de que ninguna familia pueda ser desahuciada de su vivienda por impago de la hipoteca y un banco público para invertir en economía productiva son otras tantas exigencias de la asamblea.

Además, IULV-CA ha enviado una circular a las asambleas de base en la que pide que se pronuncien antes del 13 de abril sobre las condiciones para entrar en un gobierno con el PSOE en Andalucía y qué medidas consideran irrenunciables para materializar el acuerdo. La circular fue distribuida a los medios de comunicación por la dirección de Izquierda Unida durante una rueda de prensa de su coordinador, Diego Valderas.