la claqueta > fran domínguez

Jara y sedal yemení

La pesca del salmón en Yemen - Ewan McGregor
Ewan McGregor protagoniza 'La pesca del salmón en Yemen'

Aunque pueda parecer el título de un reportaje de una revista especializada, La pesca del salmón en Yemen, además de un exitoso libro, obra del británico Paul Torday, es la nueva película del sueco Lasse Hallström, realizador que tiene cierta querencia a lo sensiblero como dejó acreditado en anteriores filmes como Las normas de la casa de la sidra y Chocolat.

La pesca del salmón en Yemen narra las peripecias del doctor Alfred Jones, un biólogo al que han embarcado en el disparatado proyecto de un jeque yemení que quiere llevar al país árabe el noble arte de la pesca del salmón, iniciativa en la que el Gobierno británico está vivamente interesado como cortina de humo (ahora que está tan de moda, y lo que te rondaré morena) para tapar su gestión en el conflicto bélico de Afganistán, todo ello aderezado con un trasfondo romanticón.

Comedia ligera, sin grandes pretensiones, que se deja ver -siendo laxos en los gustos- en estos tiempos de evasión que corren, a pesar de que tal vez le falte un pelín más de sarcasmo y de mala leche. Una pizca de drama y unos pequeños toques de crítica política completan el plato de un filme protagonizado por un flemático y metódico Ewan McGregor (lejos queda aquel macarra de Trainspotting), convertido aquí en un émulo interpretativo de Hugh Grant (venga esos tics y tartamudeos), y a quien acompañan en esta misión de fe Emily Blunt y el actor egipcio Sheikh Muhammed, en el papel de jeque comprensivo y piadoso.

El elenco lo completa una sorprendente Kristin Scott Thomas, en la piel de la impulsiva jefa de prensa del primer ministro de la Pérfida Albión, graciosamente cínica y despótica, que confirma una vez más los amplios registros de esta inconmensurable actriz inglesa. De lejos, de lo mejorcito de esta cinta recomendada para los amantes de la caña (la de pescar, me refiero) y de las comedias dramáticas con felices lances amorosos.