baleares >

El presidente balear Bauzá llega a Llubí (Mallorca) entre abucheos, pitos y gritos de “no te queremos aquí”

EUROPA PRESS | Palma

El presidente del Govern, José Ramón Bauzá, ha llegado a la localidad mallorquina de Llubí entre abucheos, pitos y gritos de “no te queremos aquí” . Un centenar de personas le esperaban para protestar en contra de las políticas que está llevando a cabo en Baleares.

En la zona, se ha establecido un amplio despliegue policial con el fin de evitar que se vuelvan a repetir incidentes como los de este lunes o los de las semanas pasadas. Aunque no se han registrado incidencias, una persona se ha abalanzado contra un cámara de televisión con el fin de taparle el objetivo para que no recogiese las imágenes.

Entre los gritos, se ha podido escuchar ‘No te queremos en Llubí’ ‘Menos policía y más educación’ o ‘Bauzá dimisión’. También se han podido leer pancartas en las que decía ‘En Mallorca y en Llubí queremos al catalán’ y ‘El pueblo no tiene que temer al Govern’.

“El jueves pasado ya se reunió bastante gente buscando al presidente”

El alcalde de Llubí, Ramís Perelló, ha resaltado que “el jueves pasado ya se reunió bastante gente que no era del pueblo, era gente que estaba preguntando dónde estaba el presidente. Recorrieron todo el pueblo, fueron de una plaza a otra pero el presidente no vino porque había cancelado la reunión prevista hacía semanas”.

Así ha destacado que “nosotros no hemos hecho más que reunirnos con la Guardia Civil y ésta ha querido ver dónde estaba el sitio de la reunión para ver qué medios tenía que tomar, nosotros –respecto a tener más efectivos– no hemos pedido nada”.

Perelló ha recordado que en Llubí “no hay Guardia Civil” y que “este dispositivo –de unos 20 agentes– son sólo para este acto”.

Gira con incidentes

La gira de Bauzá con motivo del Congreso que se celebrará este fin de semana se ha visto salpicada por diversos incidentes. Este lunes la Guardia Civil detuvo a cuatro jóvenes que protestaban contra el presidente en Bunyola.

En Manacor, Bauzá fue recibido, minutos antes de asistir a una reunión del PP, con el lanzamiento de piedras y objetos contundentes por parte de unas personas que formaban una cacerolada y que llegaron a herir en la cabeza a uno de los escoltas del presidente del Ejecutivo balear, así como a otros dos agentes de la Policía Nacional. Asimismo, le lanzaron una lengua de cerdo.

Días más tarde, Bauzá también recibió el lanzamiento de huevos y de una piña de pino en Inca, mientras que este miércoles, varias personas le lanzaron piedras, globos con agua y huevos en Pollença, cuando fue a visitar la sede de su partido, llegando incluso a agredir a una fotógrafa de un periódico a la que agarraron del pelo y a un cámara de televisión, quien recibió el impacto de una bola de hierro en la rodilla.

Como consecuencia de estos actos violentos, Bauzá cuenta en sus visitas a los diferentes municipios con un dispositivo policial especial para evitar cualquier tipo de agresión.