Santa Cruz >

El TSJC rechaza el recurso de ATAN contra la urbanización Las Huertas

URBANIZACION-LAS-HUERTAS
El proyecto de urbanización de estos terrenos ha estado sujeto a numerosos contenciosos. / MOISÉS PÉREZ

N. G. | Santa Cruz de Tenerife

La edificación del entorno de la playa más importante de la capital sigue generando conflictos. El Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) ha desestimado el recurso de apelación interpuesto por la Asociación Tinerfeña de Amigos de la Naturaleza (Atan) contra la sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 2 de Santa Cruz de Tenerife, que avalaba la aprobación del proyecto de urbanización del Valle de Las Huertas por parte de la Gerencia Municipal de Urbanismo de Santa Cruz de Tenerife en diciembre de 2004, al entender que no se ha agotado la vía administrativa antes de acudir a los tribunales.

El colectivo ecologista presentó en marzo de 2008 un recurso contencioso administrativo contra la resolución del Consistorio por el que se autorizaba la urbanización del Valle de Las Huertas, promovida entonces por Inversiones Las Teresitas, SA, entidad que en 2006 vendió los terrenos a Mapfre por 120 millones de euros. Esta demanda fue desestimada en primera instancia por el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 2 de Santa Cruz de Tenerife, por lo que Atan interpuso un recurso de apelación ante el Tribunal Superior de Justicia autonómico, que también lo ha desechado.

Sentencia

El dictamen de carácter firme, de la sección segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJC, al que ha tenido acceso DIARIO DE AVISOS, otorga al colectivo ecologista la potestad de solicitar a la Administración “la revisión de los acuerdos contrarios a la legislación y demás instrumentos de ordenación territorial y urbanística dentro de los plazos señalados”. La sentencia, que ratifica la anterior, señala asimismo que una vez acabada esta posibilidad, la organización podría impugnar dichas resoluciones ante los tribunales.

En declaraciones a este periódico, el concejal de Planificación Territorial y Urbanismo de Santa Cruz, José Ángel Martín Bethencourt, analizó ayer esta sentencia, que, a su juicio, “no entra en el fondo del asunto”, dado que lo que deniega “es una cuestión formal”.

De esta manera, el edil socialista recordó que el colectivo ecologista tiene la posibilidad de acudir a la vía administrativa a la que hace referencia el auto del TSJC, para lo que tienen un plazo de “cuatro años una vez finalicen las obras”.

Al respecto, José Ángel Martín afirmó que, si bien cualquier cuestión urbanística relacionada con Las Teresitas y Las Huertas “es muy complicada”, el Ayuntamiento “obrará con toda la delicadeza y cautela que merece el tema”.

El TSJC, además de desestimar el recurso por falta de agotamiento de la vía administrativa, impone a Atan el pago de las costas.

Paralización de obras

En septiembre de 2011, la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) ordenó al promotor (Desarrollos Urbanos CIC, SA, perteneciente a Mapfre) la inmediata paralización y suspensión cautelar de las obras de urbanización que se están ejecutando en la modificación puntual de la urbanización del Sector B del vial de Montaña Morera, habida cuenta de que las obras ejecutadas y por ejecutar en el vial 1 definen unas alineaciones, en ambos márgenes, que no se corresponden con las que fija el planeamiento vigente.

Tal y como indicó el Ayuntamiento en una nota, también se dictó la paralización y suspensión cautelar de las obras que se están ejecutando en el puente sobre el barranco de Las Huertas, a su paso por la parcela B-11 de la zona del barranco, ya que los informes recabados por la GMU contemplan discrepancias entre la planta y la sección transversal de la canalización del barranco, al diferir las medidas de la coronación y la sección.

Además, existen diferencias entre la sección transversal proyectada y la que se encuentra en ejecución.