confederación española de organizaciones empresariales > visita a las islas

Rosell ve con “preocupación” el alza impositiva del Gobierno canario

JUAN ROSELL-CEOE
El presidente de la CEOE, Juan Antonio Rosell, (izquierda) y el de la confederación en la provincia, José Carlos Francisco. / EFE

YAZMINA ROZAS | Santa Cruz de Tenerife

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Juan Rosell, ve con “preocupación” el alza impositiva anunciada por el Gobierno canario. Añadió que suscribe “al 100%” todas las reivindicaciones de las confederaciones en ambas provincias respecto a la subida del Impuesto General Indirecto Canario (IGIC).

Rosell se encuentra en las Islas en una visita “de cortesía” dentro de la ronda de reuniones que la CEOE mantiene habitualmente con el resto de confederaciones regionales, según explicó este lunes él mismo antes de reunirse con la junta directiva de la CEOE en la provincia tinerfeña.

El presidente nacional de la confederación se reúne hoy con el líder del Ejecutivo canario, Paulino Rivero, a quien le explicará cómo ven los empresarios la situación. En este encuentro Rosell también quiere conocer de primera la mano las medidas que está adoptando el Gobierno regional para hacer frente a la crisis y al recorte en los presupuestos estatales.

Rosell afirmó que “nos preocupa” el incremento de impuestos anunciado por la Comunidad Autónoma, especialmente aquellos que afectan a actividades que son “claves” para Canarias, como es el caso del turismo, haciendo referencia así al alza del tipo general del IGIC.

El empresario apuntó que suscribe “al 100%” las reivindicaciones de las confederaciones en el Archipiélago en cuanto a la subida de este tributo. La CEOE de la provincia ha pedido que el tipo general del IGIC aumente del 5% al 6%, y no al 7% como ha planteado el Gobierno canario. Mientras que la Asociación Hotelera y Extrahotelera de la provincia (Ashotel) solicita que se retrase el incremento del IGIC hasta enero de 2013.

Juan Rosell defendió la inyección de dinero público a Bankia porque, a su juicio, había que hacerlo para que el sistema financiero “no explote y se vaya a pique”, ya que entonces la economía tendría “muchas más” dificultades que ahora.

El presidente de la CEOE explicó que España ha destinado menos dinero público al sector de la banca que otros países. Apuntó que, en cualquier caso, se trata de una participación pública, por lo que “no se regala nada”. Puso como ejemplo, además, a otros países donde se han hecho intervenciones públicas y con el tiempo los estados han logrado beneficios, al devolver los bancos los préstamos con intereses.

Rosell se reúne este martes también con la Confederación Canaria de Empresarios (CCE).

[apunte]

De más calado

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, afirmó que cuantas más reformas acometa España, “y más rápidas y de más calado”, apuntó, mejor para la economía del país y para evitar una situación de “inmovilismo” en la actividad. Argumentó que las reformas no funcionan de “un día para otro” y que habrá que esperar años para que todo funcione “como nos gustaría”. Rosell defendió las reformas que hasta el momento ha anunciado el Gobierno de Mariano Rajoy, a pesar de que la confederación esté en desacuerdo en algunos puntos. Indicó que los empresarios no van a criticar “las pequeñas medidas puntuales que no nos gustan” y que no van a “poner trabas”, sino ayudar y colaborar en lo “máximo” posible.

Rosell señaló que 2012 va a ser el año de las reformas porque “no nos queda otra posibilidad”. Apuntó que el nuevo Ejecutivo tiene que adoptar todas las reformas que otros países llevan ejecutando desde hace años y que no se acometieron en España porque “aquí no nos creímos la crisis” hasta más tarde, apuntó. El presidente de la CEOE defendió las medidas que el Ejecutivo central ha adoptado hasta el momento. Apuntó que a los empresarios les hubiese gustado que la reforma laboral hubiese sido “más profunda y de mayor calado”, aunque reconoció que va en la “buena dirección”. En cuanto a la reforma financiera, señaló que será “positiva” si logra que vuelva a fluir el crédito a las familias y empresarios. Valoró también que se haya facilitado crédito a los ayuntamientos para pagar a sus proveedores.

[/apunte]