ENTRE NOSOTROS >

CC: ¿congreso de qué? > Juan Henríquez

Tengo entendido que nacionalistas no hay ninguna, el resto son nacionalistos. Porque en realidad estamos hablando de un chiringuito que se han montado cuatro listillos que vieron la oportunidad de apuntarse al trabajo fácil de la política, y ahí han hecho carrera acumulando buen saldo en la cuenta corriente, y coche oficial. Diré más, y puede que sea tachado de machista por ello, a algunos matrimonios con tarjeta nacionalista los vienen a buscar cada día coches oficiales, con sus respectivos chóferes, al domicilio común. Verdad es que no son los únicos espabilados, los hay de todos los partidos, pero los corsarios de Coalición Canaria son unos maestros en esto de vivir del cuento, mejor dicho, del presupuesto público. Y es que desde que allá por el año de 1993 tocaran la moqueta del poder, hace la friolera de 19 años y pico, han tejido una telaraña política-económica de tal envergadura, que la Cosa Nostra es un cómic al lado del Paulinato. Dicen que los próximos días 16 y 17 celebran el V Congreso; inmediatamente me pregunté: ¿es que han celebrado cuatro congresos antes? Si la respuesta es afirmativa, repregunto: ¿y para qué han servido, si puede saberse? He seguido de cerca la política canaria y sus actores, y tengo que decir que al día de hoy no tengo ni puta idea de en qué se basan los principios ideológicos y los fines políticos que defienden los coalicioneros. Bueno, tras una breve reflexión, sí me parece tener una idea aproximada del proyecto integral y global: escarbar en los bolsillos de los canarios, hasta dejarnos arruinados y con la mierda hasta el cuello. Pero no nos engañemos, buena parte de que sigan en el burrito, y que permiten esta masacre social de Coalición Canaria, la tiene el electorado manipulado por un adulterado y mercantilista nacionalismo, y por supuesto, los apoyos puntuales del PP y PSOE canarios, incapaces de anteponer el interés general, al particular y partidista.

Al parecer, lo digo sin demasiada convicción, será la corriente de opinión Taller Secundino Delgado la que intentará retomar el desconcierto ideológico y político en el que ha estado anclada CC. Tengo entendido que defenderán la incompatibilidad orgánica con la institucional, limitarán a dos o tres legislaturas los cargos públicos, y, sobre todo, lucharán por una declaración para Canarias de un estado soberano, o, como máximo, un estado libre asociado. ¿Recuerdan aquellas tesis de Miguel Zerolo que terminó por envainárselas, y si te vi no me acuerdo?Pues por ahí van los tiros del Taller Secundino Delgado.

El congreso nacionalista de CC, o lo que sea, poco tiene que debatir, ni buscar soluciones a los problemas que ellos mismos han generado; total, la culpa es de Madrid, así que para qué preocuparse. Llevan dos décadas con este mismo discurso, y todavía tienen la perversión de reírse del raciocinio popular. Menos mal que, al igual que los yogures, estos hipócritas nacionalistas tienen fecha de caducidad, o los días contados, para fortuna de los canarios. Por cierto, las ausencias ni se notarán. Escuchen: ¡mándense una batata!

juanguanche@telefonica.net