JUAN CARLOS URETA > DIRECTOR GENERAL DE RENTA4

“El que haga cosas útiles, va a salir fortalecido de la crisis”

JUAN MANUEL PARDELLAS | Santa Cruz de Tenerife

Su iPad no funciona porque se mojó en Los Rodeos y, aun así, conociendo lo que una herramienta como esta puede significar para uno de los mejores analistas financieros y banqueros de este país, no pierde la sonrisa, ni la esperanza. Es un optimista nato. Juan Carlos Ureta hace un viaje relámpago para abrazar a su hombre en Canarias, Francisco Torres, e inaugurar con él las funcionales y elegantes oficinas de Renta 4, ahora convertido en banco, en la céntrica calle del Pilar de Santa Cruz de Tenerife. A tres metros del reloj de flores del Parque García Sanabria, el pulmón de la capital, como metáfora de sus propias instalaciones, que aspiran a convertirse en el balón de oxígeno de empresas e inversores de las Islas.

Habla claro: “Esto no ha pasado en 72 horas, son muchos años de muchas cosas y ahora vivimos las consecuencias. Un problema de 72 horas tendría una solución inmediata, pero, lamentablemente, son años de no hacer las cosas bien. En el mundo en general se están produciendo grandes transformaciones. El proceso de la UE es muy complejo, un puzzle que requiere muchas decisiones. Es verdad que hay que atender los problemas que tenemos aquí y entiendo las incertidumbres por las que puedan estar pasando los ciudadanos, porque las informaciones ni son claras ni fáciles de entender”. Ureta ofrece algunas claves financieras a este caos: “La primera es entender que estamos en un mundo con transformaciones muy profundas, con una deuda excesiva que hay que reducir a toda costa; el ciudadano debe tener claro que el que trabaje, el que haga cosas de valor y útiles va a seguir teniendo un retorno, sea una empresa, una familia o una persona y va a seguir teniendo un rendimiento. Es la esencia de la economía: el que haga cosas útiles para los demás va a tener un retorno, a salir fortalecido de la crisis. Tenemos que eliminar la enorme cantidad de cosas inútiles que sobran. Insisto, la persona, el profesional, la empresa que trabaje bien va a salir y muy fortalecido”.

No presume de ello, pero su nombre es de los más solicitados en todo tipo de foros. Es un inoculador de optimismo. “Nunca tuve una visión excesivamente pesimista de estos cuatro años económicos y ahora la empiezo a tener un poco más de optimismo, porque estamos hablando de los problemas reales y estamos poniendo soluciones; ni son rápidas, ni sencillas, ni tendrán efecto inmediato, pero sí se están poniendo. En ese contexto, hay una pregunta clara, cuál es la razón de convertir Renta4 en un banco: “En el sector bancario español todo apunta a que quedarán muy pocas entidades, nueve o diez de gran tamaño y ámbito universal. Eso le da aun mayor sentido a un proyecto como Renta4 banco, primero especializado en inversión patrimonial y mercados financieros y, segundo, ser un banco de cliente con una dimensión que le permite atender directamente a las personas. Ante esos mastodontes, una opción más cercana y especializada es más oportuna que nunca”. Son 20 años de arraigo en las Islas. “Nos ha ido bien porque hemos intentado hacer cosas útiles para Canarias y las Islas nos han devuelto ese esfuerzo”, dice.