nuevas medidas>

Rubalcaba da a Rajoy un “estruendoso no” a la subida del IVA o a la bajada de las pensiones

EFE | Madrid

El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha avanzado hoy que su partido dará “un estruendoso no” a la subida del IVA o a la bajada de pensiones si esas son las nuevas medidas de ajuste que planea el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, como contrapartida por la ayuda europea a la banca.

En un desayuno de Nueva Economía Fórum, Rubalcaba ha desgranado las propuestas de los socialistas ante el próximo Consejo Europeo, ha detallado la “hoja de ruta” que, a su juicio, necesita España y ha expuesto su opinión sobre asuntos como la reforma financiera.

Sobre este último punto, ha reclamado al Gobierno que luche “hasta el último minuto” para que la ayuda europea para recapitalizar la banca llegue directamente a las entidades que lo necesiten, sin pasar por el Fondo de Reestructuración (FROB), a fin de separar el riesgo financiero del riesgo país.

También ha advertido de que los socialistas darán “un estruendoso no” a la condicionalidad explícita e implícita que puede conllevar “el rescate financiero”, porque cada vez hay más rumores -ha alertado- de que las recomendaciones de Bruselas sobre la subida del IVA, por ejemplo, pasen a ser obligaciones, algo que sería “injusto y económicamente regresivo”.

No obstante, ha trasladado sus sospechas de que precisamente esas propuestas son las que está pensando Rajoy en aplicar y, en tono irónico, ha avanzado que, cuando lo haga, él habrá acertado “un pleno al quince”.

“Rajoy lo negó todo (durante la campaña) y de momento parece que voy ganando cinco cero o seis cero. Como toque el desempleo y el IVA, tengo pleno al quince”, ha apostillado, en referencia a los avisos que lanzó antes del 20N relativos a que el PP abarataría el despido, aumentaría los impuestos o intentaría desmontar los servicios sociales.

Después de sostener que Rajoy se está equivocando gravemente con sus políticas, Rubalcaba se ha mostrado dispuesto a hablar de cómo aumentar los ingresos, pero de forma que sea socialmente más justo y minimizar los costes económicos.

Frente a la subida del IVA o el retoque en pensiones y prestaciones sociales, ha sugerido otras fórmulas, como un impuesto a las grandes fortunas, una fiscalidad “verde” o aumentar los impuestos especiales del tabaco y el alcohol de alta graduación.

A su juicio, “se pueden hacer muchas cosas en materia de fraude fiscal y no amnistías inmorales”.

El secretario general del PSOE también ha recomendado a los banqueros que “trabajen en silencio”, que den menos consejos y que busquen el crédito social que han perdido en los últimos tiempos, por ejemplo controlando sus retribuciones.

Rubalcaba ha hecho hincapié en que “la desastrosa gestión” de la crisis de Bankia por parte del Gobierno ha sido el detonante del “rescate financiero”, para agregar a continuación que “si se hubiera gestionado bien”, no se estaría hablando ahora “de un rescate o, en todo caso, sería infinitamente más barato”.

Igualmente, ha apostado por la constitución en el Parlamento de una comisión de investigación sobre el sistema financiero, en la línea de lo que han hecho países como Holanda o Estados Unidos.

En su alocución, el líder del PSOE ha considerado que España está peor que hace seis meses y ha esgrimido todos los indicadores económicos y sociales, como la tasa de paro o la prima de riesgo, lo que le ha conducido a constatar que, además, han aumentado las desigualdades.

“Los resultados económicos no pueden ser peores”, ha sentenciado, convencido de que España es “una víctima destacada del error de políticas de ajuste y ajuste”.

En esta línea, se ha congratulado de que en Europa se haya introducido un giro a raíz del triunfo del socialista François Hollande en Francia, que ha permitido que se empiece a hablar de combinar los ajustes con políticas de crecimiento.

“Ha llegado la política de crecimiento. Seguramente se hablará esta semana. Ha llegado tarde, pero más vale tarde que nunca”, ha señalado, y ha urgido a Rajoy a aprovechar que ahora tiene “el viento a favor” en Europa.

Con todo, “lo más grave a medio plazo” es, según su diagnóstico, que el PP no tiene cambio alguno en el modelo de desarrollo, como lo demuestra la reinstauración de las deducciones fiscales universales por compra de vivienda, cuyo dinero debería destinarse íntegramente, a su juicio, a innovación, desarrollo e investigación.

Rubalcaba también ha considerado que España necesita su propia hoja de ruta frente a la crisis, que comprometa no sólo al Gobierno, sino a la oposición y al resto de administraciones, con cinco puntos esenciales, entre ellos la defensa de la cohesión social, la educación y la sanidad.

Además, discutir y pactar la eficacia del modelo autonómico entre el PP y el PSOE y, por último, recuperar el respeto a las instituciones del Estado, “renunciando a su utilización partidista”.

En este punto, ha garantizado que a primeros del próximo mes de julio estarán renovados todos los órganos constitucionales como el Tribunal Constitucional, el Tribunal de Cuentas o el Defensor del Pueblo.

Según ha dejado claro, “abordar la crisis con unidad” daría fuerza al país.