puerto de la cruz>

35 empleados del Casino proponen bajarse el sueldo para evitar el ERE

Los despidos afectan a 17 de los 35 empleados de la sala de juegos del Casino Puerto de la Cruz. | MOISÉS PÉREZ

G. GULESSERIAN | Puerto de la Cruz

Los trabajadores de la Sala de Juegos del Casino Puerto de la Cruz (antiguo Casino Taoro) proponen bajarse el sueldo el 20% durante un periodo a convenir que, en principio, podría ser de dos años, para evitar que se formalice el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) propuesto por la empresa pública Casinos de Tenerife, participada íntegramente por el Cabildo.

Sin embargo, esta última no ha aceptado la propuesta y ha aludido que “la única manera de reducir 835.000 euros” es mediante el despido de 17 de los 35 empleados de la citada área.

Así lo aseguró ayer el representante de Intersindical Canaria (IC), Ignacio Rodríguez, quien ofreció una rueda de prensa junto a los miembros del comité de empresa, Andrés Rolo, Juan Oramas y Gonzalo Yanes. Todos manifestaron su disconformidad con la medida que se pretende aplicar “abusando de la actual reforma laboral” y dieron a conocer otras alternativas que consideran “menos traumáticas” para los empleados, como combinar prejubilaciones pactadas con medidas de movilidad.

Rodríguez precisó que, en caso de que se concrete, la decisión de la empresa “lesiona a un grupo muy concreto de personas”, con una media de 28 años de servicio y con “importantes cargas familiares, ya que nueve familias de las afectadas suman 14 hijos menores de 18 años”. También señaló que resulta “particularmente arbitraria” la selección de los trabajadores pues se escuda en una supuesta evaluación profesional realizada a los mismos por la dirección técnica de Casinos para catalogarlos como “los menor aptitud profesional” pese a que algunos de ellos “fueron ascendidos recientemente”.

Según el líder sindical, con este despido colectivo “se quiere eludir el problema de fondo”, que es el “gravísimo error de gestión empresarial” que ha supuesto el traslado del Casino Taoro a su actual ubicación, el Complejo del Lago Martiánez. Ello, indicó, ha conllevado, entre otras cosas, la realización de una “inversión multimillonaria y de alto riesgo”, también en la actual sede administrativa de la empresa, en el Pabellón Santiago Martín. “Esta es la verdadera causa de los problemas actuales y no las que se alegan en el expediente, como la crisis turística, los juegos on line y la ley antitabaco”, subrayó.

Por si fuera poco, recordó que en agosto de 2010 se pactó un primer ERE de suspensión temporal de contrato que afectaba a razón de cuatro meses por persona, pasando por prestaciones de desempleo, con efecto hasta 2014. Sin embargo, “ha sido desactivada unilateralmente” por la empresa para ser sustituida por este nuevo ERE”, dijo Rodríguez, y añadió que “hay una duda razonable de si esto es legal”.

Por último, el representante de IC advirtió de que en la reunión que prevé celebrarse hoy el personal “no admitirá” que a los afectados se los indemnice con 25 días por año trabajado. Pero además, solicitará una reunión “urgente” con el presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, para que se llegue a un acuerdo “razonable y pactado con los trabajadores”, tal y como se ha hecho hasta el momento.