tribunales >

Cárcel para un hombre que secuestró, agredió y robó a un jubilado en Las Palmas

EFE | Las Palmas

El juez ha ordenado el ingreso en prisión de un hombre que secuestró durante tres días a un jubilado, al que agredió en varias ocasiones hasta fracturarle la mandíbula y no le dejó comer ni hacer necesidades fisiológicas durante un tiempo que aprovechó para robarle joyas y dinero.

El arrestado, al que se acusa de un delito de detención ilegal, otro de robo con violencia y otro de lesiones, entabló amistad hace meses con la víctima, un jubilado que vive solo en una vivienda del barrio Lomo Apolinario, en Las Palmas de Gran Canaria, donde aceptó empadronarlo.

Según ha informado hoy en un comunicado la Jefatura Superior de Policía de Canarias, el detenido había visitado en varias ocasiones al jubilado.

En una de esas visitas, el detenido cerró la puerta con llave y retuvo durante tres días al anciano, que durante ese tiempo permaneció sin comer y sin hacer ninguna necesidad fisiológica, y, además, recibió varias palizas y golpes que les causaron lesiones graves, entre ellas, una fractura de mandíbula.

El detenido aprovechó el secuestro para apoderarse de dinero en efectivo y joyas que la víctima guardaba en su casa, y también para utilizar su tarjeta de crédito y extraer de un cajero cercano otra importante suma.

En un momento en que su secuestrador había salido a la calle, el anciano logró abandonar su vivienda y solicitar ayuda a un vecino que lo auxilió y llamó a sus familiares.

Dos nietas de la víctima se personaron en el domicilio y encontraron a su abuelo en un estado “de gran deterioro, tanto físico como psíquico”, por lo que precisó de asistencia médica en el Hospital de Gran Canaria Doctor Negrín.

El detenido ha sido identificado como J.R.R., de 37 años y con antecedentes penales por hechos similares, quien fue apresado en la calle Luis Morote de la capital grancanaria y posteriormente puesto a disposición de la autoridad judicial, que decretó su ingreso en prisión.