incendios forestales > tenerife

El fuego arroja la toalla

El incendio permanecía en la mañana de ayer en lo alto del barranco de Tágara, hasta que terminó cediendo a primera hora de la tarde. | SERGIO MÉNDEZ

NORBERTO CHIJEB | Santa Cruz de Tenerife

Cinco días ha tardado casi medio millar de personas, una docena de aeronaves y miles de litros de agua en acabar con el incendio que desde el domingo por la tarde ha azotado más de cinco mil hectáreas en el suroeste de la Isla de Tenerife.

Ayer tarde, una vez el Gobierno de Canarias rebajara el incendio del nivel 2 al nivel 1 de emergencia, el Cabildo de Tenerife lo dio por controlado, después de terminar con el foco que seguía acorralado en la mañana de ayer en el barranco de Tágara y Chirche, en el municipio de Guía de Isora, donde siguió la intervención aérea -ese barranco es impenetrable por tierra- con cuatro helicópteros, que se retiraban poco después como antes lo hacían buena parte de los servicios externos que se han necesitado para combatir el fuego, aunque parte de la UME (Unidad Militar de Emergencia) continúa en el flanco oeste, que afectó a la zona de Ifonche, donde comenzó todo, por si se produce cualquier reproducción.

Respecto al flanco este en la zona alta de Vilaflor, se mantienen cuatro brigadas forestales de tierra y dos vehículos disuasorios, mientras que una parte de los medios del Cabildo permanecen operativos en varios caseríos de Guía de Isora para vigilar los puntos calientes y lograr la calificación de extinguido lo antes posible, una vez que ayer se dio por controlado un incendio que ha durado mucho pero que no pudo correr demasiado por la escasez de viento y por la peculiar orografía de barrancos y coladas de una amplia zona volcánica.

Carreteras

Con el control del fuego decretado ayer tarde, han comenzado a abrirse aquellas vías o carreteras que aún permanecían cerradas por los efectos del incendio, concretamente la TF-38, desde Chío a Boca de Tauce en el punto kilométrico 22, y la TF-21 desde Vilaflor a Boca de Tauce, en los puntos kilométricos 47 y 67. No obstante, el Cabildo recomienda a los ciudadanos que se abstengan en la medida de lo posible de utilizar esas vías, paso del sur hacia Las Cañadas del Teide, durante este fin de semana con el fin de evitar cualquier tipo de peligro, tanto para las personas como para la masa forestal.

Balance

Se estima que durante los cinco días que ha durado el incendio forestal que comenzó en Ifonche (Adeje), éste afectó a 5.200 hectáreas (cada una representa un campo de fútbol), si bien solo mil han sido directamente afectadas por el fuego, habiéndose quemado, según técnicos del Cabildo Insular de Tenerife, unas quinientas de árboles, en su mayoría de pino canario, lo que representa el uno por ciento de la masa arbórea de la Isla.

[apunte]Miedo al propano
Una de las grandes preocupaciones de los servicios de emergencia en el incendio que cercó el casco de Vilaflor fue la existencia de un tanque con 42.000 litros de propano en las cercanías del hotel ubicado en las afueras del pueblo. De hecho, desde que el fuego comenzó a avanzar hacia el este se estudió cómo vaciar ese enorme bidón que surte a las instalaciones del hotel, aunque la falta de seguridad de que en ocho horas -tiempo necesario para el trasvase- las llamas no alcanzaran la zona hizo que no se autorizara. No obstante, durante días efectivos del Consorcio de Bomberos refrescaron constantemente el entorno. Algunas fuentes apuntan, además, que este hecho fue uno de los motivos por los que se decidió el desalojo del pueblo.[/apunte]