SUCESOS >

El niño de Vecindario murió apuñalado en casa de su padre

Retirada del Nissan Primera donde se prendió fuego junto al cadáver del pequeño. | CANARIAS 7 (BORJA SUÁREZ)

EFE | Las Palmas de Gran Canaria

La autopsia realizada al cadáver del niño que ayer se estrelló en un coche ardiendo junto a su padre en la localidad de Vecindario, en el sureste de Gran Canaria, ha confirmado que el menor falleció apuñalado antes de esa colisión, muy probablemente en el domicilio de su progenitor.

Los forenses de Las Palmas han establecido esa conclusión con apoyo, principalmente, en dos datos: las “múltiples” puñaladas que presentaba el cuerpo de niño y la “gran cantidad” de sangre que se ha encontrado en el domicilio de su padre, según han informado esta tarde a Efe fuentes judiciales.

Estos datos refuerzan la línea de trabajo que sigue la Guardia Civil desde ayer, cuando recabó varios testimonios que señalaban que el padre había llamado a la madre del menor, de la que estaba separado y con la que mantenía desavenencias desde hace tiempo, para decirle: “Asómate a la ventana para que veas lo que te mereces”.

Sobre las 6.06 horas, el coche conducido por esta persona se estrelló en llamas en una glorieta cercana al domicilio de la madre, sin que los servicios de socorro pudieran hacer nada por ninguno de sus dos ocupantes.

Fuentes judiciales han señalado a Efe que también existen datos que indican que el coche no se incendió por el impacto, sino que fue su conductor quien le prendió fuego con carácter previo.

El propio Gobierno de Canarias ha difundido hoy un comunicado de condena en el que asegura que el caso reúne todos las circunstancias exigidas por la Ley de Igualdad de la comunidad autónoma para calificarlo como un supuesto de violencia machista.

El Instituto Canario de la Mujer ha confirmado que el presunto homicida cumplió hace años una pena de alejamiento de su exesposa, pero no tiene constancia de que en la actualidad estuviese sujeto a medida cautelar alguna.